Sindicato de maquinistas dice que no habría ocurrido si el sistema de seguridad ERTMS funcionase en ese tramo

Actualizado 25/07/2013 15:09:56 CET

Afirma que de momento no se puede confirmar que el maquinista condujese a 190 kilómetros por hora

MADRID, 25 Jul. (EUROPA PRESS) -

El secretario general del Sindicato Español de Maquinistas y Ayudantes Ferroviarios (SEMAF), Juan Jesús García Fraile, ha afirmado este jueves que el accidente de tren ocurrido junto a Santiago de Compostela no se habría producido si el sistema de seguridad ERTMS estuviese implantado hasta la capital gallega, en vez de funcionar hasta 4 kilómetros antes de la estación.

Según ha explicado García Fraile en declaraciones a RNE, recogidas por Europa Press, el sistema europeo de gestión del tráfico ferroviario (European Rail Traffic Management System o ERTMS) es un sistema con señalización lateral en el que el factor humano "tiene una menor dependencia" que en el caso del ASFA Digital (Anuncio de Señales y Frenado Automático).

Cuando le han preguntado qué habría sucedido si en el tramo donde se produjo el accidente hubiese estado implantado el ERTMS --el que se usa en la alta velocidad-- en vez del ASFA Digital, el líder sindicalista ha respondido: "No hubiera ocurrido esto".

El motivo por el que en ese tramo no había ERTMS es, según ha indicado, que la línea "no está terminada", sino que se interrumpe 4 kilómetros antes de llegar a la estación de Santiago de Compostela. "Lo ideal es que se hubiera terminado la construcción de la línea en Santiago", ha declarado, añadiendo que desconoce por qué no se finalizó.

García Fraile ha dicho que desconoce por qué puede haber ocurrido el accidente, en el que han fallecido al menos 78 personas, pero ha señalado que "nunca en un accidente ferroviario hay una sola circunstancia". En cualquier caso, ha subrayado que "el mayor pilar en el que se basa el transporte ferroviario es la seguridad", como demuestran "las estadísticas".

NO HAY PRESIONES PARA CUMPLIR LAS HORAS DE LLEGADA

El secretario general del SEMAF ha dicho que de momento no se puede confirmar que el maquinista condujese a 190 kilómetros por hora en el momento en que el tren descarriló y que esa es solo una información que han aportado algunos medios de comunicación. Sin embargo, ha insistido en que el transporte ferroviario "no es como en la carretera" y "generalmente no se rebasa" la velocidad permitida.

"Si se rebasa la velocidad, puede ser por alguna circunstancia que ahora mismo desconozco", pero "no por rebasar la velocidad vas a descarrilar", ha agregado.

En este contexto, ha afirmado que los maquinistas no sufren presiones para llegar a la hora prevista. "Normalmente los trenes circulan con puntualidad. Eso de que los trenes llegaban tarde ya no existe, así que presión ya no hay", ha explicado.

IMPORTANCIA DE INVERTIR EN TECNOLOGÍA

Por su parte, el secretario general de la Federación de Transporte de UGT, Miguel Ángel Cilleros, ha sostenido que la ausencia del ERTMS no tiene por qué ser la causa del accidente, si bien ha afirmado que ese sistema "da alguna medida más de seguridad" que el ASFA Digital.

"Tenemos que esperar el final de la investigación. Estoy convencido de que siempre que hay un accidente de estas características no sólo hay un problema, sino que podrá coincidir más de un problema", ha señalado, en la línea de lo manifestado por García Fraile.

Aunque ha recalcado que el sistema ferroviario español es un modelo de transporte "muy seguro", ha apuntado que cuanto más se invierta en tecnología, más fácil será evitar los posibles errores humanos.