El vecino de Forcarei (Pontevedra) detenido por decapitar a un perro, condenado a una multa por amenazar a la alcaldesa

La alcaldesa de Forcarei (Pontevedra), Verónica Pichel.
La alcaldesa de Forcarei (Pontevedra), Verónica Pichel. - AYUNTAMIENTO DE FORCAREI
Publicado: sábado, 26 noviembre 2022 12:28

   El hombre vio a la regidora paseando con su bebé por el municipio y le espetó: "Creo que ese niño no va a llegar a los 18 años"

   PONTEVEDRA, 26 Nov. (EUROPA PRESS) -

   El vecino de Forcarei (Pontevedra) que en octubre había sido detenido por decapitar a un perro ha sido condenado por el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de A Estrada a una multa de 90 euros por amenazar a la alcaldesa del municipio, Verónica Pichel.

   Así lo informa en un comunicado el Ayuntamiento de Forcarei, que relata que la sentencia considera probado que el pasado 8 de octubre --el mismo fin de semana que ocurrió el suceso con el animal-- el acusado se acercó a la regidora, cuando ella paseaba con su bebé en brazos, y "visiblemente alterado" le espetó: "Creo que ese niño no va a llegar a los 18 años".

   Según explica la alcaldesa, el origen de este incidente estaría en una visita que el hombre había hecho a la Casa Consistorial dos meses atrás. Entonces, subió a su despacho para solicitar una ayuda económica y ella le dijo que "no era ni el lugar ni el modo de hacerlo", por lo que le acompañó a la planta baja para que pudiera realizar el trámite.

   Este hecho debió molestarle, ya que, el día que profirió las amenazas a Pichel por la calle, también le dijo: "Alcaldesa, gracias por la ayuda".

   La sentencia lo condena a pagar una multa de 90 euros por un delito leve de amenazas, teniendo en cuenta la entidad de la infracción y el hecho de que el hombre percibe una pensión no contributiva.

   La regidora no solicitó ningún tipo de indemnización, sino que el principal motivo de la denuncia, más allá de la amenaza en sí misma, radica en los "reiterados conflictos que el acusado tiene protagonizado entre la vecindad", explica el Ayuntamiento.

   Se da la circunstancia de que este individuo fue detenido el 17 de octubre por la Guardia Civil como presunto responsable de decapitar a un perro, aunque quedó en libertad. De hecho, fue la propia alcaldesa quien vio al sospechoso por la localidad y avisó a los servicios de emergencias para que lo detuviesen.

   Todo ello después de que, una semana atrás, vecinos del municipio hallasen una bolsa de plástico manchada de sangre en un contenedor próximo a la vivienda del detenido y descubriesen que contenía el cadáver del animal.

Más información