Un 35% de los vehículos activos en Baleares tienen 15 años o más y más del 98% son gasolina o diésel

Actualizado 12/01/2020 12:32:31 CET
Tráfico en la vía de Cintura en 2010.
Tráfico en la vía de Cintura en 2010. - EUROPA PRESS - Archivo

La media de edad de los 33 vehículos implicados en accidentes mortales en 2019 era de diez años: dos llegaban a los 22 años y cuatro tenían la ITV caducada

PALMA DE MALLORCA, 12 Ene. (EUROPA PRESS) -

Un 35,4 por ciento de los vehículos activos en Baleares tienen 15 años o más, y una quinta parte son anteriores al año 1999, según datos de la Dirección General de Tráfico consultados por Europa Press, que también indican que más del 98% del parque se mueve con gasolina o diésel, frente a un 0,02% de cuota de los eléctricos.

En concreto, 373.412 vehículos (entre turismos, furgonetas, motocicletas, camiones y otro tipo de vehículos) fueron matriculados en 2004 o antes, según datos correspondientes a noviembre de 2019. A falta de conocer los datos definitivos de 2019, si se tienen en cuenta los vehículos que cumplirán los 15 años en 2020, el porcentaje de unidades con esa edad se elevaría al 39,4 por ciento.

La proporción de vehículos más viejos se encuentra entre los remolques y semirremolques (casi un 80% son anteriores a 2009), seguidos de tractores industriales (70,67%) y furgonetas y camiones (69,82%).

La antigüedad del parque es una cuestión que preocupa a la DGT, principalmente por motivos de seguridad, además de por su incidencia medioambiental, según ha confirmado la jefa provincial de Tráfico en Baleares, Francisca Ramis, en declaraciones a Europa Press. Ramis ha recordado que cuanto más moderno es el modelo, "más garantías de protección".

El año pasado se produjeron en Baleares 22 accidentes mortales en carretera, en los que estuvieron implicados 33 vehículos. Su media de edad era de diez años y dos llegaban a los 22 años. Cuatro tenían la Inspección Técnica de Vehículos caducada, y en dos casos no constaba que contaran con seguro. La próxima semana, la DGT iniciará una campaña de control del mantenimiento general de los vehículos.

La jefa provincial de Tráfico ha explicado que uno de los factores que explican el envejecimiento del parque es la reciente crisis económica. A pesar de que ha habido "cierta recuperación", la sustitución de los vehículos más antiguos no se está produciendo "al ritmo que sería deseable".

FORMENTERA, MÁS VEHÍCULOS QUE HABITANTES

Por Islas, el parque activo de Baleares a noviembre de 2019 era de 1.053.291 vehículos, la mayoría, lógicamente, en Mallorca (805.568). Según la DGT, los coches de alquiler son unas 50.000 unidades.

Es llamativo el caso de Formentera, que registra más vehículos que habitantes censados. Según los datos del INE, a julio de 2019 Formentera contaba con 13.316 habitantes, y en esa misma fecha el parque activo de vehículos era de 15.835 unidades (de los que 12.699 son turismos y motocicletas).

Por otro lado, la Isla que presenta el parque más antiguo es Menorca, puesto que el 68% de los vehículos tiene diez años o más.

LOS GASOLINA O DIÉSEL SUPONEN MÁS DEL 98% DEL PARQUE

En cuanto al tipo de combustible, respecto al total del parque (excluyendo remolques y semirremolques), el 62,6% se propulsa mediante gasolina y el 36%, mediante diésel, según datos provisionales. Es decir, los combustibles fósiles representan más del 98% del parque. Por contra, el vehículo eléctrico supone solamente un 0,2%.

Con todo, en lo que respecta a coches nuevos, según datos de las patronal de concesionarios, vendedores y fabricantes, Baleares es la Comunidad donde más ha caído en 2019 la matriculación de diésel (-50%), y la de gasolina ha bajado un 6%, mientras que el resto de combustibles han subido (22,31%) pero por debajo de la media nacional (casi un 40%).

Cabe recordar que el Govern balear aprobó la legislatura pasada la Ley de Cambio Climático y Transición Energética, que entre otras medidas, prohíbe la entrada de vehículos diésel en Baleares desde 2025 y de gasolina desde 2035. Sin embargo, los vehículos existentes podrán seguir circulando y la norma no afectará a la compraventa de vehículos usados, sino a las matriculaciones y entradas desde el exterior.

En este contexto, según datos de la Asociación Nacional de Vendedores de Vehículos a Motor (Ganvam), de los 63.109 turismos de segunda mano que se vendieron el año pasado en Baleares, 18.410 eran modelos de más de 15 años, es decir, el 29,1% de las operaciones.

No obstante, la directora general de Ganvam, Ana Sánchez, ha matizado que con la estabilización macroeconómica ha mejorado la oferta de vehículos de ocasión, y que el tramo de vehículos usados que más ha caído en ventas en España es el de entre 10 y 15 años. Por contra, los vehículos de hasta cinco años son los que más están creciendo en ventas.

"Confirma que vamos hacia un mercado de usados cada vez más sano", ha valorado Sánchez, que también ha alertado de la necesidad de combatir "un mercado de vehículos de ocasión que no es transparente" fuera de los puntos autorizados.

PRECIOS ALTOS Y AYUDAS "ESCASAS" PARA COMPRAR COCHE ELÉCTRICO

Desde la Asociación de Usuarios de Vehículos Eléctricos (AUVE) reconocen que la penetración del coche eléctrico en Baleares "es baja". "Las ayudas son escasas, y los precios de los coches todavía son altos", ha explicado el delegado de AUVE en Baleares, Felipe Temes. Según ha indicado, el precio medio de los vehículos eléctricos ronda los 25.000 euros, aunque se puede acceder a los modelos más económicos por unos 18.000 euros.

Además, Temes ha señalado que la infraestructura actual de puntos de recarga "no daría abasto" a una popularización del vehículo eléctrico en la Comunidad. Aunque la red "es grande", los usuarios se encuentran a menudo con que las plazas están ocupadas -a veces por vehículos que no son eléctricos o enchufables- o que los puntos de recarga "no funcionan" y "a veces no hay nadie de guardia".

En este sentido, Temes ha criticado que el mantenimiento de los puntos de recarga "es bastante deficiente", y ha denunciado que algunas instituciones "se acogen a una subvención que dura dos años" y después de "hacerse la foto", no dedican recursos al mantenimiento del equipo.

Por todo ello, desde AUVE consideran que la situación no es favorable de cara a cumplir la ley de Cambio Climático en el futuro. "Es muy ambiciosa, pero no le dan el empujón que necesita", ha reflexionado Temes, que se ha mostrado convencido de que "el hábitat ideal del coche eléctrico son las Islas" porque las distancias, más cortas, no suponen un problema para el nivel de autonomía del vehículo.

LOS ECOLOGISTAS INSISTEN EN QUE ES NECESARIO CAMBIAR EL MODELO

En esta tesitura, dos asociaciones ecologistas consultadas han coincidido en que la solución pasa necesariamente por un cambio de modelo de movilidad que disminuya la dependencia del coche privado. "Que bajasen las ventas de coches sería una buena noticia siempre y cuando fuera vinculada a una apuesta real por disminuir el parque de vehículos", ha enfatizado la portavoz del GOB, Margalida Ramis.

En este sentido, Ramis ha recalcado que la antigüedad y el tipo de combustible son "una cuestión secundaria". "La decisión de comprar un coche gasolina, diésel o eléctrico, es la parte final de la cadena", ha corroborado un portavoz de Terraferida, Jaume Adrover, quien también ha reflexionado señalando que lo que es "antiecológico" es que el consumidor se vea obligado a "cambiar de coche cada cinco años".

Contador