Publicado 07/04/2021 14:42CET

El CEIP Mestre Guillemet de Santa Eugènia se autoabastecerá a partir de energía renovable

El CEIP Mestre Guillemet de Santa Eugènia se autoabastecerá a partir de energía renovable.
El CEIP Mestre Guillemet de Santa Eugènia se autoabastecerá a partir de energía renovable. - CAIB

El Govern instalará en seis municipios de las Islas proyectos de energía renovable compartida

PALMA, 7 Abr. (EUROPA PRESS) -

El CEIP Mestre Guillemet de Santa Eugència será la primera infraestructura, junto a otras de Deià, Consell, ses Salines, Ciutadella y Sant Antoni de Portmany, que se autoabastecerá a partir de energía renovable gracias a un proyecto de energía solar fotovoltaica instalado en sus cubiertas a través del IBE.

El vicepresidente y conseller de Transición Energética, Sectores Productivos y Memoria Democrática, Juan Pedro Yllanes, ha presentado este miércoles los primeros proyectos de energías renovables que instalará el Govern a través del Instituto Balear de la Energía (IBE) en seis municipios de las Islas para ofrecer un consumo energético compartido a vecinos, empresas y espacios públicos.

Yllanes ha estado acompañado de los alcaldes de Santa Eugènia, Pep Lluís Urraca; Deià, Lluís Apesteguía; Consell, Andreu Isern, y ses Salines, Juan Rodríguez, así como del director general de Energía, Pep Malagrava, y del director gerente del IBE, Ferran Rosa.

Estos municipios, junto con Ciutadella y Sant Antoni de Portmany, serán los que iniciarán un proyecto que, en palabras del vicepresidente, permite avanzar en la democratización de la energía, con unos beneficios sociales claros.

Yllanes ha destacado como beneficios la producción de energía limpia y más económica de la cual se beneficiarán instalaciones municipales, como escuelas, bibliotecas, oficinas, así como unas 50 pequeñas y medianas empresas y 300 familias, poniendo especial atención en los colectivos más vulnerables.

Durante el año 2021, el IBE invertirá 750.000 euros en estos seis proyectos de autoconsumo compartido de energía solar fotovoltaica, de dimensiones medianas, que producirán un total de 460 kW.

Se instalarán sobre cubiertas de centros educativos, aparcamientos o solares, abriendo el consumo de esta electricidad 100 por cien verde a consumidores que estén ubicados en un radio de 500 metros de estas instalaciones.

El IBE firmará con cada uno de los ayuntamientos convenios de colaboración a través de los cuales se cederá el uso de los espacios para la instalación de las placas solares fotovoltaicas y se garantizará el suministro de una parte del consumo a instalaciones municipales.

Posteriormente, se abrirá un procedimiento público de inscripción para que particulares y empresas de los alrededores de la instalación puedan empezar a consumir esta electricidad en horario de producción solar y a precio de coste, aproximadamente la mitad del precio medio de mercado), lo cual representará un ahorro directo en la factura de estos usuarios.

Este programa, que se inicia este 2021, tiene el objetivo de expandirse en los próximos años y llegar a un máximo de municipios. De hecho, el IBE reinvertirá el regreso económico de estas instalaciones para impulsar nuevos proyectos de autoconsumo compartido en Baleares.

Contador

Para leer más