El Tribunal Supremo rechaza que Palma tenga que devolver casi 1 millón de euros a Aena por la tasa de incineración

Aeropuerto de Palma de Mallorca
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 24/04/2019 15:20:14CET

PALMA DE MALLORCA, 24 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Tribunal Supremo ha determinado que Aena Aeropuertos SAU está obligada al pago de la tasa de incineración de residuos a la Empresa Municipal de Aguas y Alcantarillado de Palma (Emaya) por el Aeropuerto de Son Sant Joan, por lo que ha rechazado que el Ayuntamiento tenga que devolver al ente aeroportuario casi 1 millón de euros derivadas de las liquidaciones de 2012 y 2013.

Así lo ha anunciado la portavoz del equipo de gobierno municipal, Susanna Moll, durante la rueda de prensa posterior a la reunión de la Junta de Gobierno de Palma.

Aena, que había pagado los recibos, exigía que le fueran devueltos 489.025 euros de la liquidación de 2012 y unos 500.000 de 2013. Alegaba que en ese periodo no había permitido que Emaya retirase los residuos generados en el recinto, porque ya los transportaba por voluntad propia hasta Tirme y abonaba directamente a esta entidad la tasa.

De este modo, el Tribunal Supremo, -al igual que hizo en mayo de 2018 el TSJIB- ha confirmado el dictamen del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo 1 de Palma, que rechazó la pretensión de Aena y dio la razón a Cort.

La primera sentencia consideró que el pago estaba justificado al encontrarse el Aeropuerto de Son Sant Joan en el ámbito territorial del municipio. El juez consideró que las relaciones que Aena pueda mantener con Tirme forma parte de su plan empresarial, pero no le eximen de la prestación obligatoria y la tasa del servicio.

La portavoz de Cort ha señalado que Emaya, "como responsable de la gestión de residuos" en el ámbito municipal, "podía cobrar esta tasa" al ente aeroportuario. Moll ha comparado la situación con un seguro médico privado, que no exime de pagar la Seguridad Social.

OTROS ACUERDOS

La Junta de Gobierno de Cort se ha dado por enterada del dictamen del Supremo este miércoles. En la sesión, también se ha aprobado una pequeña modificación de horarios de los servicios de vigilancia del Casal Balaguer para adaptarlos al bar. Según Moll, esta modificación no supone ningún cambio económico en el contrato.

La Junta de Gobierno de este miércoles también ha acordado crear un censo municipal de entidades prestadoras de servicios funerarios en Palma, adscrito al área de Sanidad y Consumo.

Contador