Actualizado 12/04/2020 17:58 CET

Alertan de 250 personas a la deriva en cuatro embarcaciones en el Mediterráneo central

Rescate de migrantes en el Mediterráneo
Rescate de migrantes en el Mediterráneo - MSF/SOS MEDITERRANÉE - Archivo

MADRID, 12 Abr. (EUROPA PRESS) -

La ONG Sea Watch ha alertado de que ha contabilizado un total de cuatro embarcaciones a la deriva en el Mediterráneo con unas 250 personas a bordo. Una de las embarcaciones habría empezado incluso a hacer agua.

"Los deja morir solos el día del Domingo de Resurrección una Europa con palabras vacías de solidaridad con las personas que sufren. 250 personas están a la deriva desde ayer en cuatro lanchas neumáticas. Hoy, avistamientos de Frontex confirman que siguen en el mar y que una ha volcado. Naufragó con la gente a bordo", ha señalado la ONG alemana.

El sábado otra ONG, Alarm Phone, avisó de que había embarcaciones "en grave peligro" entre Malta y Trípoli: "Un bote con 72 personas y otro con 47 están en la zona de auxilio maltesa. 55 personas flotan en aguas internacionales, 85 personas se encuentran en un lugar desconocido. Hay que salvarlas ya!", subraya el grupo.

La embarcación con 47 personas a bordo se habría quedado sin combustible y llevaría dos días a la deriva en la zona de rescate de Malta. "Nos han dicho: 'Estamos muy cansados. Es como un infierno. La lancha ha perdido mucho aire. Está entrando el agua. Estamos muriendo. No tenemos agua. No tenemos comida. Hay gente inconsciente. Salvadnos, por favor. Estamos cerca de la muerte'", ha publicado Alarm Phone en Twitter.

Tanto Italia como Malta han anunciado el cierre de sus puertos a inmigrantes rescatados por el riesgo de contagio del coronavirus y por la necesidad de concentrar el trabajo de las fuerzas de seguridad.

Las Fuerzas Armadas de Malta han manifestado su disposición de intervenir si una embarcación está en riesgo de hundimiento. "Es la directriz que nos han dado en este momento", ha explicado un portavoz militar en declaraciones a 'The Times of Malta'.

Según los datos de la Organización Internacional de las Migraciones (OIM), más de 20.000 migrantes y refugiados han fallecido en el Mediterráneo intentando alcanzar Europa desde 2014.