Publicado 21/07/2020 14:53:11 +02:00CET

Aplazado el juicio contra Al Bashir en Sudán en su primera sesión por el riesgo de contagio de coronavirus

El expresidente de Sudán Omar Hasán al Bashir
El expresidente de Sudán Omar Hasán al Bashir - -/Egyptian Presidency/dpa - Archivo

JARTUM, 21 Jul. (DPA/EP) -

El juicio contra el anterior líder de Sudán, Omar Hasán al Bashir, por el golpe de Estado que le llevó al poder hace 31 años ha sido aplazado cuando se iba a celebrar su primera sesión por el riesgo de contagio de coronavirus como consecuencia del elevado número de personas en la sala del tribunal y en las inmediaciones.

Una gran cantidad de personas se han presentado ante el tribunal de Jartum en el que este martes por la mañana ha comparecido Al Bashir con semblante sonriente, aspecto saludable y vestido con una galabiya, la túnica tradicional de Sudán.

Cuando se ha llenado de asistentes la sala en la que se iba a celerbar el juicio, sin que se cumplieran las medidas de distanciamiento requeridas por la pandemia de coronavirus, un juez ha anunciado que el juicio se aplaza hasta el próximo 11 de agosto.

Al Bashir afronta cargos por socavar la Constitución, incumplir la ley relativa a las Fuerzas Armadas y por rebelión, según ha explicado a DPA Al Moez Hadra, uno de los abogados que ha presentado la denuncia contra el antiguo dictador. Al Bashir, de 76 años de edad, afronta el juicio junto a otros acusados, incluidos dos de sus vicepresidentes y varios de sus ministros y gobernadores.

En caso de ser condenado, Al Bashir, que ya está en la cárcel por corrupción, podría ser sentenciado a pena de muerte. Al Bashir llegó al poder en 1989 tras liderar un golpe de Estado contra el entonces primer ministro, Sadek al Mahdi, elegido democráticamente. El dictador fue desalojado el poder en abril de 2019 por una junta militar tras varios meses de protestas contra el régimen.

A finales de 2019 fue condenado a prisión por cargos de corrupción pero nunca ha sido procesado por los supuestos crímenes contra la Humanidad que se le atribuyen por su tres décadas de régimen con puño de hierro en Sudán. Sudán está actualmente controlado por un Gobierno de transición compuesto por militares y civiles.

Para leer más