Publicado 21/12/2021 15:07

Una comisión de Alemania recomienda adelantar la tercera dosis a los tres meses posteriores a la segunda

Archivo - Campaña de vacunación contra el coronavirus en Alemania
Archivo - Campaña de vacunación contra el coronavirus en Alemania - Christian Charisius/dpa - Archivo

BERLÍN, 21 Dic. (DPA/EP) -

La Comisión Permanente de Vacunación de Alemania (Stiko) ha recomendado este martes que la tercera dosis de refuerzo contra el coronavirus sea adelantada de seis a tres meses, debido a la alta capacidad de contagio de la variante ómicron.

La recomendación sobre la reducción del intervalo de vacunación entre las dosis convencionales y la de refuerzo se refiere, con efecto inmediato, a los adultos, tal y como ha recogido la agencia alemana de noticias DPA.

El objetivo es mejorar la protección contra el curso grave causado por la variante ómicron en la población y reducir su transmisión, según el organismo, que ha afirmar que es de esperar que ómicron determine el curso de la infección en Alemania "en muy poco tiempo".

Así, ha aclarado que los ancianos y los enfermos con patologías previas deben recibir la vacuna con preferencia por su mayor riesgo de contagiarse, al tiempo que ha considerado que las dos vacunas de ARNm utilizadas para el refuerzo (BionTech y Moderna) son "equivalentes en términos de eficacia".

Stiko ha resaltado que los datos actuales indican que las primeras vacunaciones no proporcionan la misma protección contra la nueva variante, ya que esta disminuye después de tres o cuatro meses. Sin embargo, tras una dosis de refuerzo, el efecto protector vuelve a aumentar.

Hasta ahora, la comisión recomendaba que la vacuna de refuerzo se administrara seis meses después de la última dosis inicial, y que podría acortarse el intervalo de vacunación a cinco meses "en casos individuales".

El Instituto Robert Koch (RKI) estimó el lunes que el riesgo para las personas vacunadas con sólo dos dosis y las que se han recuperado es alto debido a la variante ómicron. Para los no vacunados, sigue siendo "muy alta". En el caso de las personas con refuerzo, es moderado.

El organismo ha destacado este mismo martes que durante las últimas 24 horas se han confirmado 23.428 casos y 462 muertos, lo que eleva las cifras totales a 6.833.050 y 108.814, respectivamente.

La tasa de incidencia acumulada durante los últimos siete días es de 306,4 casos por cada 100.000 habitantes, mientras que la cifra de casos activos es de cerca de 857.400. Por su parte, unas 5.866.900 personas se han recuperado de la COVID-19 en Alemania.

Más información