Cuba rechaza por "injerencista" la resolución del Parlamento Europeo que pide mejoras en DDHH

cuba bandera
Reuters - Archivo
Publicado 17/11/2018 17:23:30CET

LA HABANA, 17 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Asamblea Nacional cubana ha rechazado por "injerencista" la moción aprobada el pasado jueves por el Parlamento Europeo en la que se amenaza con suspender el acuerdo de Diálogo Político y Cooperación (ADPC) suscrito para avanzar en la normalización de las relaciones si no mejora la situación de los derechos y libertades en la isla.

"Se basa en mentiras fabricadas y difundidas por personas que no son defensores de los Derechos Humanos, que nadie conoce ni nuestro pueblo acepta, y que en realidad califican como agentes asalariados de una potencia extranjera", subraya la respuesta aprobada Comisión de Relaciones Internacionales (CRI) de la Asamblea Nacional cubana, recogida por la prensa oficial de la isla.

"Tratan de difundir una imagen falsa de nuestro país", argumenta la Asamblea Nacional, al tiempo que niega que haya una "transición" en Cuba en relación con el proceso de reforma constitucional abierto. "Nuestro país se encuentra inmerso, por voluntad popular, en un proceso de actualización de su modelo de desarrollo económico y social", apostilla.

Por todo ello, Cuba "rechaza el intento de condicionar la implementación del ADPC, así como de promover la injerencia de las instituciones de la Unión Europea y sus Estados Miembros en los asuntos internos cubanos, lo cual contradice la letra y espíritu del acuerdo, la Carta de las Naciones Unidas y el Derecho Internacional".

La declaración de la Eurocámara pide la libertad inmediata de todos los presos políticos y emplazan al Gobierno cubano a aplicar la legislación internacional en Derechos Humanos y cese el acoso a la disidencia. Igualmente expresa "gran preocupación" por el proyecto de reforma de la Constitución y del referéndum previsto para febrero de 2019 y piden que la nueva Constitución prevea "la celebración de elecciones libres y pluralistas".

La resolución europea se publica después de que el presidente estadounidense, Donald Trump, haya dado un giro de mayor dureza en la actitud con Cuba, recrudeciendo el bloqueo comercial en vigor desde hace casi seis décadas.

Contador