Demuelen 300 metros de la zona portuaria de Río de Janeiro en ocho segundos

Publicado 20/04/2014 20:21:14CET

BRASILIA, 20 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Río de Janeiro ha demolido este domingo más de 300 metros de la vía Elevado da Perimetral, en la carretera que bordea la zona portuaria, dentro del plan urbanístico que pretende remodelar ciertas zonas de la ciudad de cara a los Juegos Olímpicos de 2016.

Con 250 kilos de explosivos, los 300 metros de estructura han caído al suelo en ocho segundos. Hasta ahora, se han realizado tres de las cinco etapas previstas de demoliciones, un total de 1.750 metros ya destruidos, a lo que se añadirá a finales de este mes el desmontaje de la estructura que aún permanece en la Avenida Rodrigues Alves, según ha publicado Agencia Brasil.

El trecho derrumbado este domingo se extendía desde el Primer Distrito Naval hasta la sede de la Policía Federal. Este área es una de las principales apuestas del Ayuntamiento para la revitalización de la zona portuaria.

Además de incluir lugares icónicos de la ciudad, como el edificio 'La Noche', sede histórica de Radio Nacional, y el puerto Mauá, el área ha recibido nuevos equipamientos culturales, como el Museo de Arte, ya inaugurado, y el Museo del Mañana, que aún está en construcción.

El alcalde de Río de Janeiro, Eduardo Paes, ha explicado que "es una parte importante que está siendo devuelta a la población como espacios de convivencia, de caminata y de ocio". "En fin, tirando ese monstruo de nuestro frente, la ciudad se encontrará con el mar", ha valorado.

La demolición de este trecho ha generado unas 10.000 toneladas de escombros, que tardarán 30 días en ser recogidos, aunque según apunta el diario brasileño 'O Globo', podían retirarse en menos de una semana. Entre 300 y 400 camiones trasladarán los escombros a un depósito en la zona portuaria, para ser reciclados como pavimento.

El director presidente de la Concesionaria Puerto Nuevo, José Renato Ponte, ha explicado que la demolición del trecho se ha realizado con explosivos, debido al tipo de estructura utilizada en la construcción. "Si se hubiese desmontado esa parte, los cables de acero podrían haber dañado a los equipos de trabajo", ha dicho.

Renato Ponte ha añadido que la parte restante, en la que hay vigas, podrá ser desmontada, lo que también va a evitar que el viaducto cause daños en los almacenes de la Avenida Rodrigues Alvez, muy próximos a la estructura.

La previsión de Renato Ponte, es que a finales de año la vía Elevado da Perimetral sea totalmente demolida, para que la revitalización del puerto termine en el primer semestre de 2016.