Ecuador restaura parcialmente las comunicaciones a Julian Assange

Julian Assange
REUTERS / PETER NICHOLLS - Archivo
Publicado 14/10/2018 22:48:29CET

El Gobierno de Ecuador ha decidido restablecer parcialmente las comunicaciones del fundador del portal de filtraciones Wikileaks, Julian Assange, informó la agencia Press Association en su cuenta de Twitter, citada a su vez por la agencia rusa RIA Novosti.

"El Gobierno ecuatoriano decidió restaurar parcialmente las comunicaciones para el fundador de Wikileaks, Julian Assange, y eliminará el régimen de aislamiento que se le impuso tras las reuniones entre dos altos responsables de la ONU y el presidente de Ecuador, Lenin Moreno, el viernes", dice el comunicado, retuiteado por la cuenta de WikiLeaks.

Los dos responsables mencionados eran el alto comisionado de la ONU para los refugiados, Filippo Grandi, y el relator especial de la ONU para la libertad de expresión, David Kaye.

Assange se refugió en la sede de la Embajada ecuatoriana en Londres en junio de 2012, tras perder todas las apelaciones contra la extradición que Reino Unido se aprestaba a cumplir, accediendo al pedido de la Fiscalía sueca que lo requería para juzgarlo por presuntos delitos sexuales.

El ciberactivista ha rechazado su extradición alegando que Suecia lo entregaría a EEUU, donde podría enfrentar la pena de muerte por haber publicado miles de documentos filtrados con información sobre la actuación de Washington en los conflictos armados en Afganistán e Irak, entre otros.

En mayo de 2017, Suecia anunció el archivo de la última investigación que tenía pendiente contra Assange, pero Londres mantuvo activa la orden de captura contra él por huir de la justicia británica cuando ésta intentó detenerlo.

Las relaciones entre el australiano y el Gobierno ecuatoriano se han ido deteriorando desde 2016, cuando WikiLeaks reveló miles de correos supuestamente robados de la cuenta de John Podesta, jefe de campaña de la entonces candidata demócrata Hillary Clinton, que finalmente perdió la Presidencia de EEUU frente a Donald Trump.