EEUU.- Al menos 14 muertos en el centro de Florida, víctimas de un tornado

Actualizado 02/02/2007 22:03:13 CET

NUEVA YORK, 2 Feb. (EUROPA PRESS) -

Al menos 14 personas murieron hoy en el condado de Lake, en el centro de la Florida, sorprendidos por un tornado, que fue el responsable de la destrucción también de centenares de casas, una iglesia, apagones eléctricos generalizados y un camión con remolque despedido de la carretera mientras circulaba, según informaron las autoridades locales, citadas por la cadena británica 'BBC'.

En este sentido, el tornado, que se desarrolló principalmente en el condado de Lake, 80 kilómetros al noroeste de Orlando, se registró hoy a las 3:15 hora local de la madrugada (9:15 hora peninsular española), lo que evitó males mayores al estar la mayoría de la población durmiendo.

El gobernador de Florida, Charlie Crist, declaró el estado de emergencia en los condados de Volusia, Sumter, Lake y Seminole por las fuertes lluvias y vientos.

Por su parte, el portavoz del condado de Lake, Christopher Patton, confirmó a Associated Press la muerte de las 14 personas por las fuertes tormentas acaecidas, 11 de ellas fallecieron en Paisley y otras tres en la ciudad de Lady Lake.

Las tormentas han provocado asimismo el desprendimiento de los tejados de decenas de viviendas, árboles arrancados por el viento y han dejado hasta 2.000 personas sin suministro eléctrico en varias ciudades de Florida, aunque los peores daños se registraron en el condado de Lake, adonde tuvieron que desplegarse la mayor parte de las unidades de rescate en busca de posibles víctimas.

En Estados Unidos los tornados se originan con una frecuencia anual cercana a los 1.000 tornados, que se saldan con una media de 80 muertos y más de 1.500 heridos. Dos de las zonas más afectadas por estos fenómenos meteorológicos adversos son Florida y Tornado Alley (literalmente, Callejón de los Tornados), mientras que el peor se registró en Missouri, Illinois e Indiana el 18 de marzo de 1925, en el que murieron 695 personas y más de 2.000 resultaron heridas.