Publicado 04/02/2021 09:08CET

Elegido como presidente del Parlamento de RDC un aliado del mandatario tras el cese de una figura cercana a Kabila

El presidente de República Democrática del Congo (RDC9, Félix Tshisekedi
El presidente de República Democrática del Congo (RDC9, Félix Tshisekedi - Michael Brochstein/ZUMA Wire/dpa - Archivo

MADRID, 4 Feb. (EUROPA PRESS) -

Christophe Mboso, aliado del presidente de República Democrática del Congo (RDC), fue elegido a última hora del miércoles como nuevo presidente del Parlamento, tras el cese de su predecesora en medio de un pulso entre el mandatario y el expresidente Joseph Kabila.

Mboso recibió el apoyo de 389 de los parlamentarios, con 71 votos en contra, 69 nulos y ocho abstenciones, por lo que sustituye a Jeanine Mabunda, aliada de Kabila y cesada el 10 de diciembre. Tras ello, prometió trabajar para luchar contra la pobreza y defender el Estado de Derecho en el país africano.

Asimismo, Mboso resaltó que su mandato estará marcado por la transparencia y el respeto a la Constitución, según ha informado la emisora congoleña Radio Okapi. La elección de Mboso no ha sido una sorpresa, ya que era el único candidato al puesto tras el cese de Mabunda.

La expresidenta del Parlamento fue cesada tras una petición impulsada por el bloque parlamentario de Tshisekedi, que la acusó de opacidad en la gestión económica y violaciones reiteradas de la Carta Magna y de las reglas que rigen el funcionamiento del organismo.

La elección de Mboso tuvo lugar poco después de que un senador presentara otra petición para el cese del presidente del Senado, Alexis Thambwe Mwamba, también aliado de Kabila, por las acusaciones de malversación formuladas recientemente contra él, que ha rechazado.

El pulso entre Tshisekedi y Kabila ha provocado ya el cese de Mabunda y la aprobación de una moción de censura contra el primer ministro, Sylvestre Ilunga, quien afirmó la semana pasada que acepta la decisión pese a negarse a comparecer y tildar la misma de "maniobra política".

Tanto Ilunga como Mabunda son personas cercanas al exmandatario congoleño, quien abandonó el cargo en 2018 tras varios aplazamientos de la fecha electoral desde 2016. El primer ministro accedió al cargo en 2019 tras un acuerdo entre el Frente Común para Congo (FCC) de Kabila y la coalición Dirección para el Cambio (CACH) de Tshisekedi, que ha impulsado una ruptura de la alianza para distanciarse del exmandatario y lograr más margen de acción.

Los diputados firmantes de la moción pertenecen a la nueva agrupación política del presidente, conocida como la Unión Sagrada, que todavía no tiene una mayoría formal en la cámara, si bien ha ampliado sus apoyos con los respaldos de los destacados opositores Moise Katumbe y Jean-Pierre Bemba.

Tshisekedi, hijo del histórico líder opositor congoleño Etienne Tshisekedi, se hizo con la victoria en las elecciones presidenciales celebradas en diciembre de 2018, sucediendo así a Kabila tras dos años de aplazamientos electorales y ante la imposibilidad de que el exmandatario se presentara a un nuevo mandato.

Sin embargo, su victoria se vio empañada por las denuncias del también opositor Martin Fayulu sobre irregularidades para arrebatarle la victoria, en el marco de un acuerdo para permitir a los fieles de Kabila controlar el Parlamento, como finalmente ocurrió, lo que dejaba al presidente atado durante su mandato a la espera de que el exmandatario decidiera si concurre a las urnas en 2023.