Actualizado 27/06/2007 21:47 CET

España/China (Ampliación).- China acuerda la apertura de su mercado a los productos cárnicos españoles

MADRID, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno chino ha acordado abrir sus mercados a los productos cárnicos españoles, en el marco de la cumbre empresarial hispano china que se celebra en Pekín con la presencia de los Reyes de España, informaron hoy a Europa Press fuentes del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA).

Las autoridades chinas autorizarán la entrada de productos ganaderos españoles a corto plazo, una vez cerrados algunos aspectos técnicos del acuerdo, como la visita de inspectores asiáticos a mataderos y secaderos para tramitar las certificaciones correspondientes.

El primer ministro chino, Wen Jiabao, informó al Rey Juan Carlos I en el transcurso de un encuentro privado que se habían solucionado todas las cuestiones pendientes para la 'luz verde' de la apertura de las fronteras chinas a la carne española, lo que incluye productos como el jamón ibérico.

Para las autoridades españolas, esta autorización supone un importante paso adelante en el objetivo de estrechar los lazos comerciales entre España y China, y también permitirá equilibrar la balanza comercial, claramente deficitaria para los intereses españoles.

Desde el MAPA expresaron su satisfacción por este "acuerdo político" y recordaron el esfuerzo realizado en este sentido por la ministra de Agricultura, Pesca y Alimentación, Elena Espinosa, que el pasado mes de mayo ya anunció en el Senado la existencia de "negociaciones muy avanzadas" entre ambos países para lograr la presencia de producciones españolas en China.

Concretamente, Espinosa mantuvo encuentros en Pekín con los ministros chinos responsables de las importaciones agroalimentarias, con el responsable de Supervisión de calidad, inspección y cuarentena, Li Changjiang; y con el titular de Agricultura, Sun Zhengcai.

Las previsiones de crecimiento de la demanda de cárnicos en China durante los próximos diez años habían convertido a este mercado en uno de los objetivos prioritarios para los productos españoles de origen animal, por lo que el acuerdo podría suponer un espaldarazo para la ganadería nacional.