Actualizado 02/12/2021 12:42 CET

El excanciller de Austria Sebastian Kurz anuncia su retirada de la política

Archivo - El excanciller de Austria Sebastian Kurz.
Archivo - El excanciller de Austria Sebastian Kurz. - Markus Schreiber/Pool AP/dpa - Archivo

MADRID, 2 (EUROPA PRESS)

El excanciller de Austria Sebastian Kurz, que dimitió del cargo a principios de octubre en medio de la crisis provocada por la acusaciones de corrupción, ha anunciado este jueves que se retira de la política.

Según ha recogido la prensa austríaca, ha sido el nacimiento de su hijo lo que finalmente le ha hecho tomar la decisión. El también líder del Partido Popular Austríaco (OVP) ha explicado en rueda de prensa que, al ver al bebé, algo le "hizo clic". "Puedes mirar a un bebé tan pequeño durante horas", ha indicado en una emotiva intervención.

No obstante, se ha referido a las acusaciones de corrupción que pesan sobre él y ha señalado que los últimos meses han sido "muy agotadores". "Sólo una defensa contra las acusaciones, ya no era la competencia por las mejores ideas", ha agregado, remarcando que, aunque "es lo normal en política", le ha "consumido".

"No soy un santo ni un criminal", ha continuado, antes de reconocer que es una persona "con fallos y debilidades" y afirmar que espera "con ansia el día en el que pueda probar en un tribunal que las acusaciones son falsas".

Kurz también ha aludido a su gestión como canciller y ha lamentado que, en el cargo, es posible "tomar decisiones equivocadas". "Siempre estás bajo observación, siempre tienes la sensación de estar perseguido", ha añadido, según ha recogido el diario 'Kronen Zeitung'. No obstante, ha afirmado que ostentar la Cancillería de Austria ha sido "el honor" de su vida y que está "extremadamente agradecido".

Kurz está acusado de incitar al pago de sobornos, mientras que varias personas de su círculo más cercano están acusadas del pago de los mismos, entre los que destacan, entre otros, sus estrategas de medios de comunicación Johannes Frischmann y Gerald Fleischmann.

La investigación está relacionada con unas encuestas que supuestamente encargó el Ministerio de Finanzas de Austria en las que Kurz y el Partido Popular Austríaco salían favorecidos y que aparecieron en un grupo de medios del país. Como consecuencia del escándalo, Los Verdes, socios de coalición de Kurz, habían exigido su dimisión para seguir en el Gobierno.

Este caso aparentemente no está relacionado con la investigación del 'Ibiza affair' o 'Ibizagate', un escándalo de corrupción detectado en el seno de la coalición gubernamental de los conservadores del canciller.

En cuanto al OVP, la prensa austríaca señala al ministro del Interior, Karl Nehammer, como sucesor de Kurz al frente de la formación política.

Para leer más