La FIP pide la liberación "inmediata" de un periodista detenido en diciembre en el sur de Yemen

Publicado 09/01/2019 21:10:09CET

MADRID, 9 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Federación Internacional de Periodistas (FIP) ha reclamado este miércoles la liberación "inmediata" del periodista yemení Sabri Salmin bin Majashín, redactor jefe del diario 'Al Muharrir' y el portal del mismo nombre, detenido el 3 de diciembre en la provincia de Hadramut (sur).

En su comunicado, en el que ha respaldado el llamamiento del Sindicato de Periodistas de Yemen (YJS) a favor de la liberación de Bin Majashín, ha resaltado que el periodista fue detenido por agentes de los servicios de Inteligencia en la localidad de Mukalla.

La familia del periodista ha señalado que se encuentra en un "muy mal estado de salud" y ha denunciado que las autoridades han evitado que reciba atención médica. Asimismo, ha recalcado que tiene diabetes.

La FIP ha reclamado "el fin de la violencia contra el periodismo y los periodistas por parte de las distintas partes en Yemen y que se garantice un clima laboral seguro para los periodistas y la libertad de expresión".

En este sentido, ha recalcado que el caso "no es uno aislado" y ha recordado que el YJS documentó 226 violaciones contra la libertad de prensa en 2018, incluidos ataques contra fotógrafos, decenas de periódicos, portales web, sedes de medios y la incautación de material periodístico.

El organismo detalló que la mayoría de las violaciones fueron cometidas por los rebeldes huthis (un 60 por ciento), por un 30 por ciento por parte del Gobierno reconocido internacionalmente.

El YJS achacó el cinco por ciento de las violaciones a la coalición internacional encabezada por Arabia Saudí, el cuatro por ciento a personas no identificadas y el uno por ciento a miembros del movimiento secesionista en el sur del país.

Según la FIP, Yemen fue el tercer país más mortífero del mundo para los periodistas, con once muertos.

El secretario general de la FIP, Anthony Bellanger, ha pedido al secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, y su enviado especial para Yemen, Martin Griffiths, que "se tomen en serio estas indignantes violaciones".

"Reiteramos nuestro llamamiento a todas las partes implicadas en la guerra en Yemen a aplicar las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU que protegen a los periodistas en Yemen y que dejen de tomar a los periodistas como rehenes", ha remachado.

Contador