Francia.- La campaña presidencial asiste al debate sobre las alianzas entre candidatos

Actualizado 13/04/2007 22:05:17 CET

PARÍS, 13 Abr. (del corresponsal de EUROPA PRESS, Salvador Martínez) -

La idea de impulsar alianzas entre candidatos irrumpió hoy en la campaña electoral francesa gracias al mensaje del ex primer ministro socialista, Michel Rocard, quien propuso la unión política de Ségolène Royal y François Bayrou, respectivamente, aspirantes a la jefatura del Estado por el Partido Socialista (PS) francés y el partido centrista Unión por la Democracia Francesa (UDF), para vencer a Nicolas Sarkozy, candidato de la Unión por un Movimiento Popular (UMP), mientras un miembro del equipo de campaña de Sarkozy planteó una reforma institucional que favorece al Frente Nacional (FN), el partido del candidato de extrema derecha, Jean-Marie Le Pen.

A falta de 9 días para que se celebre la primera vuelta de las elecciones presidenciales francesas, Michel Rocard, ex primer ministro socialista que buscó mayoritariamente durante 1988 y 1991 el apoyo del centro político para aprobar las leyes de su Gobierno, propuso a Royal en un artículo publicado en la edición de hoy de 'Le Monde' una "vía de alianza" con UDF para evitar que el candidato favorito en la carrera hacia el Elíseo, Nicolas Sarkozy, se imponga en los comicios presidenciales.

La candidata socialista, al tener constancia de la oferta de Rocard, se manifestó con cierta frialdad al respecto afirmando que, ella, en realidad, se ocupa de los "verdaderos problemas", a saber, una campaña electoral que todavía no ha logrado auparla por encima de Sarkozy en materia de intención de voto. Por su parte, François Bayrou, mucho menos distante, ha recibido favorablemente la propuesta de Rocard con una expresión no exenta de entusiasmo. "Esto se mueve", dijo.

Precisamente el propio Rocard volvió a insistir en su aversión hacia el candidato de la UMP en la radio francesa 'France-Info' al asegurar que Sarkozy "es un peligro público y en consecuencia hay que estar seguro de ganarle", un hecho que sólo es posible, dijo, si su "candidata y François Bayrou se alían".

Rocard dice haber puesto de manifiesto una evidencia: "El PS no puede ganar solo". Sin embargo, el primer secretario de los socialistas franceses y compañero sentimental de Royal, François Hollande, no parece conceder ni un ápice de carácter progresista a Bayrou.

Prueba de ello es que Hollande haya calificado al candidato de la UDF como alguien que representa a la derecha y no a la izquierda, ni siquiera al centro, al asegurar esta tarde que es "imposible todo acercamiento entre la izquierda y la derecha". Más allá fue el consejero especial de Royal, Jack Lang, quien calificó de "absurda" la propuesta de unir a los aspirantes del PS y la UDF.

Del mismo modo que la candidata socialista y el PS francés se han desvinculado de la idea de "alianza" propuesta por Rocard, Nicolas Sarkozy y su equipo de campaña se han distanciado de las declaraciones del considerado "brazo derecho" del aspirante de la UMP y ministro de las Colectividades Territoriales, Brice Hortefeux.

En una entrevista publicada hoy en el rotativo galo 'Le Figaro', Hortefeux se pronunció a favor de que 60 de los 577 diputados de la Asamblea Nacional estén presentes en la Cámara Baja de manera proporcional a los votos que hayan recibido sus formaciones políticas en las elecciones legislativas francesas de 2002.

El sistema electoral de las elecciones legislativas francesas se organiza en dos vueltas de manera que sólo las formaciones políticas que obtienen más del 12,5 por ciento de los votos en la primera vuelta participan en la segunda de las dos votaciones, el escrutinio en función del cual se reparten todos los escaños.

De este modo, la elección de una sesentena de diputados a través del sistema proporcional favorecería a la quinta formación política del país, el FN, partido no representado en la Asamblea Nacional pero que conseguió clasificar a su candidato, Le Pen, para la segunda vuelta de los comicios presidenciales de 2002.

La propuesta de Hortefeux es para el candidato de la UMP y su equipo de campaña, una proposición que sólo concierne al hasta ahora ministro del Interior francés, según han señalado fuentes cercanas a Sarkozy en la jornada de hoy.

Sin embargo, la naturaleza política de la proposición ha levantado ampollas sobre todo en quienes han querido ver en ella un gesto demasiado amable de UMP al FN. De este modo, aunque en el "Pacto Presidencial", el programa presidencial de Royal, esté recogida una variante de la propuesta de Hortefeux, en el PS han denunciado "un nuevo guiño" del equipo de campaña de Sarkozy hacia la extrema derecha. Del mismo modo, Bayrou, que también quiere cambiar el sistema electoral de las elecciones legislativas, caracterizó la proposición de "signo" que pone de manifiesto el "acercamiento" del aspirante de la UMP al FN.

Precisamente el dirigente y candidato del FN a las elecciones presidenciales que tendrán lugar los próximos 22 de abril y 6 de mayo, Jean-Marie Le Pen, coherente con su inagotable discurso protestatario, se opuso a la propuesta de Hortefeux y exigió un sistema "proporcional integral" y no parcial.

 

Lo más leído

  1. 1

    Detectado el primer caso del nuevo coronavirus en Estados Unidos

  2. 2

    China anuncia la cuarta muerte de una persona afectada por el brote del coronavirus

  3. 3

    La FAO alerta de que la plaga de langosta en África oriental es ya una amenaza "de dimensión internacional"

  4. 4

    Irán promete "golpear con gallardía a los enemigos" en venganza por la muerte de Soleimani

  5. 5

    Autoridades filipinas mantienen restricciones en el volcán Taal y avisan de que el riesgo de erupción sigue

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista