El Gobierno sursudanés niega que haya ejecutado a dos activistas en una granja del presidente del país

Sudán.- El presidente de Sudán del Sur se ofrece a mediar para una transición política en Sudán
REUTERS / JOK SOLOMUN - Archivo
Publicado 01/05/2019 17:51:14CET

NAIROBI, 1 May. (Reuters/EP) -

Las autoridades de Sudán del Sur han desmentido categóricamente que las fuerzas de seguridad secuestraran de su exilio en Kenia al destacado opositor Aggrey Idri Ezibon y al abogado humanitario Dong Samuel Luak antes de ejecutarlos en enero de 2017 en una granja propiedad del presidente del país, Salva Kiir, tal y como aseguró este pasado martes un panel de expertos de Naciones Unidas, citando "fuentes de plena confianza".

"No somos responsables de ninguna desaparición. Estas personas han sido detenidas en Nairobi y en ningún momento han sido deportadas. Qjue pregunten a los kenians primero", ha asegurdado el ministro de Información de Sudán del Sur, Michael Makuei.

El informe de la ONU especifica que los dos activistas, tras su secuestro, fueron trasladados a Juba en un avión fletado por la Embajada sursudanesa y, ya en la capital, retenidos en celdas de la sede del Servicio Nacional de Seguridad, la llamada 'Casa Azul'.

Tres días más tarde, la pareja fue ejecutada, de nuevo según el informe, en un centro de entrenamiento del SNS, en un terreno del presidente Kiir situado en la localidad de Luri, a 20 kilómetros de Juba. El jefe del SNS, Akol Koor Kuc, fue el responsable de dar la orden directa.

Los cuerpos de Idri y de Luak no han sido localizados, a pesar de las exigencias del líder rebelde Riek Machar, para cuyo partido trabajó Idri antes de que el entonces vicepresidente lanzara un intento para derrocar del poder a Kiir, en el inicio de la guerra civil en el país africano, independizado de Sudán en 2011.

Contador

Para leer más