Publicado 09/03/2021 10:06CET

Un grupo de destacados opositores pone fin a 40 días de huelga de hambre en protesta contra su detención en Etiopía

Archivo - Abiy Ahmed, primer ministro de Etiopía
Archivo - Abiy Ahmed, primer ministro de Etiopía - MISTRULLI/FOTOGRAMMA/ROPI / ZUMA PRESS / CONTACTOP

Mueren ocho personas en un ataque achacado al OLF en Oromía

MADRID, 9 Mar. (EUROPA PRESS) -

Un grupo de destacados opositores de Etiopía, todos ellos miembros del Congreso Federalista Oromo (OFC), ha puesto fin a 40 días de huelga de hambre en protesta contra su detención tras la oleada de violencia registrada tras el asesinato en junio del popular cantante y activista oromo Hachalu Hundessa.

El Equipo de Defensa de Presos Políticos Oromos ha indicado a través de un breve mensaje en su cuenta oficial en la red social Facebook que Jawar Mohammed, Bekele Gerba y Hamza Borana han puesto fin a su protesta. "Hoy marca el fin de 40 días de huelga de hambre", ha manifestado.

Según las informaciones facilitadas por la emisora Radio France Internationale, los opositores habrían adoptado la decisión después de una reunión con una delegación mediadora integrada por destacadas figuras religiosas y miembros de la sociedad civil.

Fuentes cercanas a Jawar han resaltado que los presos estaban "al borde de lo irreversible". "Los tres están muy débiles", han indicado, antes de agregar que "tienen problemas de riñón y se arriesgaban a morir en los próximos días".

Los tres fueron detenidos e imputados por cargos de terrorismo en relación con la violencia desencadenada tras el asesinato de Hachalu, que se saldó con cerca de 250 muertos. El cantante también era considerado un activista de los derechos de los oromo.

La capacidad de Jawar de organizar protestas en las calles de Etiopía desde su exilio en Estados Unidos ayudó a llevar al poder a Abiy Ahmed en 2018, después de que el entonces primer ministro Hailemarian Desalegn presentara su dimisión.

Por su parte, Bekele es el secretario general del OFC y ha sido arrestado en varias ocasiones por su papel en la organización de manifestaciones, incluidas las que estallaron en 2015 en Oromía contra la expropiación de tierras del pueblo oromo.

El OFC, uno de los principales partidos opositores de Etiopía, anunció la semana pasada que no participará en las elecciones parlamentarias previstas para junio si las autoridades no cumplen una serie de demandas, incluida la liberación de sus líderes encarcelados.

La comisión electoral de Etiopía anunció en diciembre su decisión de fijar el 5 de junio de 2021 como fecha para la celebración de las generales, previstas para el mes de agosto de 2020 y aplazadas a causa de la pandemia de coronavirus.

ATAQUE DEL OLF

Por otra parte, al menos ocho personas murieron en un ataque ejecutado el lunes por el ala militar del Frente de Liberación Oromo (OLF) en la localidad de Amaro durante una reunión para abordar la reconciliación, según ha recogido el portal etíope de noticias Borkena.

Entre las víctimas mortales figura el jefe de la oficina del gubernamental Partido de la Prosperidad, Dagnachew Echala. El OLF ha sido acusado durante los últimos meses de estar detrás de varias matanzas en la región de Oromía.

El líder del OLF --una organización considerada como terrorista hasta 2018--, Dawud Isa, regresó en septiembre de 2018 de su exilio junto a varios dirigentes más en el marco del proceso de reconciliación abierto tras la llegada al poder de Abiy en abril de ese año.

El OLF estuvo luchando durante décadas por la secesión de la región de Oromía, pero el pasado agosto anunció que renunciaba a la lucha armada, aceptando la oferta de amnistía del primer ministro. Los oromos son la etnia mayoritaria en Etiopía pero tradicionalmente habían estado marginados del poder.

Esta situación provocó violentas protestas en los años previos a 2018 que dejaron cientos de muertos y que en último término fueron uno de los motivos de la dimisión de Hailemariam Desalegn en febrero de 2018. Abiy es el primer jefe de Gobierno oromo que tiene el país.

Para leer más