Guaidó denuncia que las fuerzas especiales de la Policía han ido a su casa para "generar miedo"

423675.1.644.368.20190131185023
Vídeo de la noticia
Actualizado 31/01/2019 22:13:30 CET

El líder opositor advierte a los uniformados en contra de "pasar las líneas rojas": "La familia se respeta"

MADRID, 31 (EUROPA PRESS)

El autoproclamado "presidente encargado" de Venezuela, Juan Guaidó, ha denunciado este jueves que las Fuerzas de Acciones Especiales (FAES) de la Policía Nacional Bolivariana (PNB), que se han ocupado de reprimir las últimas protestas, han ido a su casa para "generar miedo".

"En este momento, las FAES están en mi casa preguntando por Fabiana (su mujer)", ha dicho al término del discurso que ha dado en la Universidad Central de Venezuela (UCV), en Caracas, para presentar el Plan País. Guaidó ha explicado que le han avisado al principio del acto pero ha preferido dar prioridad a "este plan para todos los venezolanos".

El líder opositor ha sacado a su mujer al escenario aclarando que en su casa solamente estaba su hija de 20 meses. "Les hago responsables de cualquier cosa que le puedan hacer", ha espetado. "Hago responsable al ciudadano Nicolás Maduro por la integridad de mi hija", ha añadido después vía Twitter.

Guaidó ha insistido en que no tiene miedo a ser detenido y de hecho les ha anunciado a las autoridades venezolanas que en ese preciso instante se iba a su casa acompañado de su mujer. "Y seguro que no salimos solos", ha confiado, invitando al cuerpo diplomático a acompañarlos.

El presidente de la Asamblea Nacional ha comparecido posteriormente, junto a su mujer con la niña en brazos, en la entrada de su casa, para ofrecer un relato más detallado. Según ha contado, cuatro funcionarios que se identificaron como miembros del FAES e iban en una camioneta y una moto se presentaron preguntando por su esposa sin orden judicial.

"El objetivo era generar miedo, intimidar, cosa que creo que es evidente que no lograron", ha dicho. Guaidó ha advertido a los agentes 'chavistas' en contra de "pasar la línea roja" que supone la familia. "Hasta en la mafia hay código de honor (...) La familia se respeta", ha subrayado.

Guaidó ha valorado la respuesta de sus vecinos y de sus compañeros del Parlamento, que han acudido al portal desde el que ha hablado, y ha augurado que el sábado, cuando está prevista una nueva jornada de protestas, la respuesta va a ser mayor. "Va a haber una gran demostración de fuerza", ha vaticinado.

MENSAJE A LAS FUERZAS VENEZOLANAS

Desde la UCV, ha reiterado a las FAES y a los demás cuerpos de seguridad venezolanos que "aún están a tiempo de ponerse del lado correcto de la Historia". Ya desde su casa les ha avisado de que "no van a intimidar a Venezuela" porque "el juego cambió". "Estamos determinados a avanzar", ha aseverado.

Además, les ha hecho un llamamiento concreto para que permitan que la ayuda humanitaria entre en Venezuela. Guaidó ha anunciado que en los próximos días dará detalles de cómo entrará y cómo se distribuirá. Varios países se han ofrecido a enviar insumos, si bien el control de las fronteras sigue en manos del 'chavismo'.

En estos días, Guaidó ha prometido una amnistía para los funcionarios que desobedezcan las órdenes del Gobierno de Nicolás Maduro, haciendo una alusión especial a la "familia militar", a la que considera clave para la "gobernabilidad" de su equipo de transición.

POSIBLE DETENCIÓN

En respuesta, ha llegado a través de un 'tweet' de la PNB. "El comandante general de la PNB, Carlos Alfredo Pérez Ampueda, informa de que es totalmente falso que comisiones del FAES se encuentran en Santa Fe en búsqueda de la familia del diputado Guaidó", reza el mensaje.

El fiscal general, Tareck William Saab, ha anunciado esta semana una "investigación preliminar" contra Guaidó y el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) le ha prohibido salir del país y enajenar sus bienes y ha ordenado bloquear sus activos como medidas cautelares.

Guaidó ha asumido durante esta semana que es posible que sea arrestado, ya que el también líder opositor Leopoldo López fue detenido y condenado a casi 14 años de cárcel acusado de incitar a la violencia durante las revueltas opositoras que capitaneó en 2014.

Contador