Hariri asegura que las nuevas sanciones de EEUU contra Hezbolá no afectarán al Gobierno libanés

Publicado 10/07/2019 16:48:02CET
Saad Hariri, primer ministro libanés
Saad Hariri, primer ministro libanésMarwan Naamani/dpa

BEIRUT, 10 Jul. (Reuters/EP) -

El primer ministro libanés, Saad Hariri, ha considerado este miércoles que las sanciones aprobadas por Estados Unidos contra tres miembros del partido-milicia chií Hezbolá, incluidos dos parlamentarios, van en "una nueva dirección" pero ha descartado que vayan a afectar al Gobierno.

Esta es la primera vez que Estados Unidos incluye en su lista de sanciones a dos diputados libaneses por su pertenencia a Hezbolá, en la que ya están incluidas otras 50 personas y entidades relacionadas con la organización que dirige Hasán Nasralá desde 2017. Estados Unidos considera a Hezbolá como organización terrorista pero el grupo forma parte de la coalición gubernamental en Líbano.

"Sin duda, ha tomado una nueva dirección (...) pero esto no afectará el trabajo que estamos haciendo en el Parlamento o en los ministerios", ha defendido Hariri en un comunicado. "Es un nuevo asunto que trataremos como veamos oportuno", ha añadido.

"Lo importante es preservar al sector bancario y a la economía libanesa y, si Dios quiere, esta crisis pasará más pronto que tarde", ha añadido.

Por su parte, el presidente del país, Michel Aoun, ha sostenido que la decisión contradice la postura previa de Estados Unidos. En un mensaje publicado en el Twitter de la Presidencia, el mandatario ha asegurado que "Líbano lamenta la medida" contra los dos diputados y abordará la cuestión "con las autoridades competentes" de Estados Unidos.

Previamente, el presidente del Parlamento libanés, Nabih Berri, ha denunciado que las últimas sanciones constituyen un ataque contra la cámara y contra el país. "Es un ataque contra el Parlamento y como resultado un ataque contra todo Líbano", ha defendido Berri, líder del partido Amal y aliado de Hezbolá, en un comunicado.

"En nombre del Parlamento libanés, nos preguntamos si la democracia estadounidense ha asumido el papel de 'presumir' e 'imponer' sanciones contra las democracias del mundo", ha añadido el veterano político.

Por su parte, el ministro de Finanzas, Alí Hasán Jalil, miembro también de Amal, se ha pronunciado en la misma línea. "Estas sanciones incumben a todos los libaneses, aunque solo tengan como objetivo a Hezbolá", ha asegurado, según informan los medios locales.

El ministro ha defendido que "las medidas adoptadas por Líbano hacen que estas sanciones, que no sirven para la estabilidad financiera, sean injustificadas".

El diputado de Hezbolá Alí Fayyad ha calificado las sanciones de "humillación para el pueblo libanés". "El Parlamento y el Gobierno deben expresar una posición oficial sobre este atentado contra la soberanía de Líbano", ha añadido, según informa el diario 'L'Orient le jour'.

Contador

Para leer más