Un individuo armado intenta entrar por la fuerza con su coche en un cuartel del oeste de Bélgica

Actualizado 26/10/2015 13:51:15 CET

BRUSELAS, 26 (EUROPA PRESS)

Un individuo armado y encapuchado ha empotrado este lunes un vehículo contra la barrera de acceso a un cuartel del Ejército belga en la localidad de Flawinne, en el oeste de Bélgica, y ha logrado huir antes de ser detenido.

El atacante, que no pudo acceder al cuartel debido a la reacción de los soldados de guardia que respondieron con disparos, ha sido arrestado hacia el mediodía para ser interrogado por la Policía Judicial belga en Namur.

"El individuo acaba de ser (detenido para ser) interrogado. Es importante tranquilizar a los ciudadanos: Ningún elemento indica que haya otros progatonistas", ha confirmado el Fiscal de Namur, Vincent Macq, en una breve comparecencia ante la prensa, según informan los medios locales.

El individuo sigue prestando declaración ante la Policía Judicial de Namur y se espera que el Fiscal comparezca de nuevo ante la prensa a las 15.00 horas.

Según informó el periódico belga 'Dernière Heure', un individuo chocó el coche que conducía contra las barreras de entrada a las instalaciones militares, aunque éste no logró entrar después de que los militares de guardia abrieron fuego, momento en el que el sospechoso se dio a la fuga.

Varios vehículos de equipos de intervención especial y una furgoneta de artificieros se encuentran en el lugar del incidente ante la sospecha de que dentro del vehículo del asaltante había una bomba.

Numerosos policías armados se han desplegado al lugar de los hechos y se ha desplegado un helicóptero para vigilar la zona, en cuyos alrededores se ha prohibido el tráfico rodado.

"La Policía Federal ha establecido un perímetro de seguridad. La investigación está en marcha. No ha habido ningún herido", han explicado fuentes de Defensa. El vehículo utilizado por el asaltante, un Ford Escort, ha sido recuperado en un campo próximo a las instalaciones militares con daños y un campo de fútbol en la localidad de Belgrade, no lejos de Flawinne, el lugar del incidente.

La seguridad de otros cuarteles ha sido reforzada tras el incidente, especialmente en Belgrade, según informa el diario 'L'Avenir'.

.

Para leer más