Johnson sustituye a Rudd con la diputada Therese Coffey como nueva ministra de Trabajo y Pensiones

Publicado 08/09/2019 14:05:09CET
La nueva ministra de Trabajo y Pensiones de Reino Unido, Therese Coffey
La nueva ministra de Trabajo y Pensiones de Reino Unido, Therese CoffeyREUTERS / MAX ROSSI - Archivo

LONDRES, 8 Sep. (EUROPA PRESS) -

El primer ministro de Reino Unido, Boris Johnson, ha designado a la diputada conservadora Therese Coffey ministra de Trabajo y Pensiones, en sustitución de Amber Rudd, que ha dimitido en las últimas horas, según ha informado este domingo el Gobierno británico.

Coffey fue elegida en 2010 como diputada por la circunscripción electoral de Suffolk Coastal y, posteriormente, fue nombrada secretaria de Estado de Medio Ambiente del anterior Gobierno de Theresa May, cargo en el que había sido ratificada por su sucesor. Al igual que Rudd, apoyó la campaña en contra del Brexit para el referéndum de 2016.

Rudd, que también dimitió del Gabinete de May por plantear cuotas para la deportación de extranjeros cuando era ministra de Interior, fue 'repescada' por Johnson para el Gobierno que constituyó el pasado mes de julio tras ganar las elecciones primarias que desencadenó la caída de la 'premier'.

La ya ex ministra de Trabajo y Pensiones dimitió el sábado en señal de protesta por la "purga" interna de Johnson --más de 20 diputados 'tories' han sido expulsados del Partido Conservador por votar en contra del Gobierno-- y porque cree que el primer ministro no se está esforzando lo suficiente para evitar un Brexit sin acuerdo.

"No he visto demasiado trabajo para intentar conseguir un acuerdo. Cuando pedí al Número 10 un resumen de cuál era su plan para conseguirlo me enviaron solo una página", ha explicado este domingo en una entrevista concedida a BBC.

Johnson ha prometido que el 31 de octubre habrá Brexit, ya sea con o sin acuerdo, mientras que la UE se ha negado a renegociar el pacto alcanzado con el Gobierno de May, lo que aboca a una salida caótica de Reino Unido, un escenario que todos los actores implicados querían evitar.

El Parlamento británico aprobó el pasado martes un plan para obligar a Johnson a solicitar a la UE un nuevo aplazamiento del Brexit si para el 19 de octubre el Parlamento no ha aprobado un acuerdo sobre el divorcio entre Londres y Bruselas o no ha dado un permiso expreso al Gobierno para que se produzca sin pacto alguno.

Contador

Para leer más