Actualizado 19/01/2022 18:02

La Justicia de Ucrania ordena la puesta en libertad del expresidente Poroshenko

Seguidores del expresidente Petro Poroshenko a las afueras del juzgado.
Seguidores del expresidente Petro Poroshenko a las afueras del juzgado. - -/Ukrinform/dpa

MADRID, 19 (EUROPA PRESS)

El Tribunal de Distrito de Pechersk, en Kiev, la capital del país, ha ordenado este miércoles poner en libertad al expresidente Petro Poroshenko, acusado de traición, pero ha impuesto la retirada de sus pasaportes y no podrá abandonar la región capitalina.

"La corte dictaminó desestimar la solicitud (de la Fiscalía) y aplicar a Poroshenko (...) la medida de restricción en forma de libertad con comparecencias", ha señalado el juez Alexei Sokolov durante la vista.

El antiguo jefe de Estado ucraniano ha lamentado que la medida "tomando en consideración que tiene previstas al menos tres visitas al extranjeros, impide su actividad política", pero ha asegurado que seguirá adelante, incluso "participando en actos internacionales planificados".

Así, su defensa ha recalcado que el expresidente recurrirá la medida cautelar impuesta en su contra y ha matizado que con un solo recurso "no bastará". Sobre la visita al país del secretario de Estado estadounidense, Antony Blinken, ha matizado que dicho viaje "no ha afectado a la decisión judicial dado que la Justicia ucraniana es independiente".

La decisión, que coincide con el aumento de la tensión con Rusia, ha tenido lugar tras varios días de audiencias después de que Poroshenko regresara al país para ser juzgado y ha llevado a decenas de seguidores a reunirse junto a los juzgados para mostrar su apoyo al exmandatario.

El tribunal ha rechazado así la petición de la Fiscalía, que exigía que fuera puesto bajo prisión preventiva o que pagara una fianza de 36 millones de euros, según informaciones de la agencia de noticias Unian.

Por su parte, la Oficina Estatal de Investigaciones ha asegurado que la Fiscalía tiene "motivos" para apelar esta medida dado que estima que esta "no es suficiente para lograr que Poroshenko se comporte como es debido".

La Fiscalía considera a Poroshenko sospechoso de ayudar a los separatistas a vender carbón valorado en 54 millones de dólares (unos 47,7 millones de euros) a Kiev en 2014 y 2015.

Poroshenko ha negado las acusaciones vertidas en su contra y ha señalado que se trata de un ataque del presidente, Volodimir Zelenski. "Es mi oponente, (Vladimir) Putin es mi enemigo", ha dicho tras conocer la decisión judicial. "No lo celebramos porque considero que esto forma parte de una guerra híbrida para intimidar a los ucranianos y reducir su capacidad de resistencia", ha dicho.

El político ha prometido que su intención es defender al país de una posible invasión rusa. Por su parte, el partido del actual presidente, Siervo del Pueblo, ha acusado a Poroshenko de tratar de crear un "escándalo artificial y provocar una confrontación civil".

Más información