Publicado 28/11/2021 11:22CET

El ministro de Justicia israelí abre la división en el Gobierno al criticar el cierre nacional

Archivo - El ministro de Justicia de Israel,Gideon Saar
Archivo - El ministro de Justicia de Israel,Gideon Saar - Ilia Yefimovich/dpa - Archivo

MADRID, 28 Nov. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Justicia israelí, Gideon Saar, ha criticado duramente este domingo la "injustificada" decisión del Gobierno israelí de cerrar el país dos semanas ante la aparición de la nueva variante ómicron del coronavirus.

El Gobierno israelí anunció a última hora de ayer el cierre de fronteras a los ciudadanos extranjeros durante dos semanas a partir de la noche del domingo en respuesta a la aparición de la nueva variante, calificada como "preocupante" por la Organización Mundial de la Salud (OMS) ante las sospechas de que podría ser especialmente contagiosa.

Previamente, el Gobierno había ordenado incluir en el listado rojo a 50 países del continente africano y que quienes salgan del país deberán declarar en la web del Ministerio de Sanidad que no viajan a estos países prohibidos. Hacerlo supone una multa de 5.000 shéquels (casi 1.400 euros).

Entre estas naciones destacan en primer lugar las más meridionales, como son Lesoto, Botsuana, Zimbabue, Mozambique, Esuatini o Namibia, así como Sudáfrica --lugar en el que se ha detectado ómicron por primera vez--.

"Anteriormente apoyé las propuestas sobre el bloqueo la llegada de esos países africanos, pero aquí hay restricciones que creo que no son correctas, como las que se aplican a la llegada de israelíes, incluidos los vacunados, y una interrupción completa del turismo a Israel", ha lamentado.

Saar señaló que tales medidas tienen "costes económicos significativos, en un momento en que estamos en un buen camino económico", según el ministro, antes de agregar que el mundo "vivirá con el coronavirus y sus mutaciones durante un periodo de tiempo desconocido" y hay que asumirlo así.

"Necesitamos mantener nuestra economía y nuestra vida cotidiana, y promulgar restricciones cuando sea realmente necesario. Siempre podemos tomar medidas extremas. No recomiendo hacerlo sin razones muy, muy fuertes", ha declarado al diario 'Yedioth Aharonoth'.

Visto lo visto, "no creo que los hechos presentados ayer justifiquen estas decisiones y por eso voté en contra" de las restricciones, aunque declaró también su "respeto" por "el dictamen de la mayoría, que obliga a todos a su cumplimiento".

Para leer más