Publicado 16/06/2021 09:55CET

Namibia impone restricciones y confina la capital ante las "dificultades" en la "guerra" contra el coronavirus

Archivo - El presidente de Namibia, Hage Geingob
Archivo - El presidente de Namibia, Hage Geingob - ZHANG YU/ZUMA PRESS/CONTACTOPHOTO - Archivo

MADRID, 16 Jun. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Namibia, Hage Geingob, ha anunciado un nuevo paquete de restricciones a causa de las "grandes dificultades" que atraviesa el país en su "guerra" contra el coronavirus, incluido un confinamiento de la capital, Windhoek, durante un periodo de dos semanas.

El mandatario ha indicado en un discurso a la nación que la capital "ha notificado el 52 por ciento del total de casos y ahora es el epicentro de la lucha contra la COVID-19", por lo que ha resaltado que los movimientos de entrada y salida en la ciudad quedan "restringidos".

Así, ha resaltado que las únicas excepciones son "los residentes que vuelvan, los que dan servicios esenciales y cuentan con permisos, los casos médicos de emergencia y el traslado de restos humanos a otras regiones para su entierro", antes de agregar que las reuniones quedan reducidas a un máximo de diez personas durante "no más de dos horas" en caso de que el encuentro tenga lugar en espacios cerrados.

Geingob ha destacado que el toque de queda sigue en pie entre las 22.00 y las 4.00 horas y ha desvelado que las clases quedan suspendidas hasta el 30 de junio, mientras que la compra de alcohol sólo podrá llevarse a cabo entre las 9.00 y las 18.00 horas, entre el lunes y el sábado.

Por otra parte, se cerrarán las discotecas y las casas de apuestas, mientras que no podrá haber público en los eventos deportivos y los medios de transporte público tendrán que limitar el número de pasajeros al 50 por ciento de la capacidad del vehículo.

El mandatario namibio ha hablado de una "guerra de desgaste" contra el coronavirus que ha afectado "de una forma y otra a la mayoría, sino a todos los namibios". "Ahora, más que nunca, debemos estar a la altura del desafío y unir la voluntad para superar las dificultades a las que hacemos frente", ha sostenido.

Geinogb ha recordado que él mismo fue diagnosticado recientemente con la enfermedad y ha trasladado su agradecimiento a los trabajadores "de primera línea", así como sus condolencias a los familiares de los más de mil muertos en el país a causa de la COVID-19.

Por otra parte, ha defendido que las medidas anunciadas "son necesarias y no pretenden ser punitivas". "Están diseñadas para ayudar a nuestro país a evitar un deterioro de la situación. Por ello, pido a los namibios que apoyen su aplicación lo máximo posible", ha manifestado.

Geingob ha criticado además que "unos pocos ciudadanos han recurrido a las redes sociales para propagar falsedades e información engañosa sobre la seguridad y efectividad de las vacunas contra la COVID-19" y ha incidido en que "las vacunas son un arma importante en el arsenal para lograr la inmunidad de rebaño y derrotar la COVID-19".

Las autoridades de Namibia han notificado hasta la fecha 65.815 casos y 1.008 muertos por coronavirus, según datos facilitados por los Centros de África para el Control y la Prevención de Enfermedades (África CDC), dependientes de la Unión Africana (UA).

Para leer más