Ocalan pide al PKK que se retire de Turquía "sin armas"

Actualizado 04/04/2013 12:02:58 CET
VINCENT KESSLER / REUTERS

ESTAMBUL, 4 Abr. (Reuters/EP) -

El líder y fundador del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK), Abdulá Ocalan, ha instado a los combatientes de esta organización armada que se retiren de territorio turco "sin armas" en el marco del proceso de paz abierto entre el Gobierno de Ankara y este grupo terrorista kurdo, según ha informado este jueves el diario progubernamental turco 'Yeni Safak'.

Ocalan transmitió este nuevo mensaje ayer miércoles durante un encuentro con una delegación de la formación kurda Partido Paz y Democracia (BDP) que se había desplazado a la isla de Imrali, al sur de Estambul, donde el histórico dirigente kurdo cumple cadena perpetua desde 1999.

Se trata del segundo pronunciamiento que efectúa Ocalan en las últimas semanas en favor del inicio del proceso de paz y del fin de un conflicto que se ha cobrado alrededor de 40.000 vidas desde 1984.

"La delegación ha regresado con un llamamiento a la 'retirada sin armas'", ha indicado el diario. El mensaje va a ser transmitido a la dirección del PKK en las montañas de Qandil, en el norte de Irak, y "el proceso de retirada previsiblemente comenzará el 18 de abril", ha añadido.

La retirada, según 'Yeni Safak' --cuyas informaciones no han podido confirmarse, de momento, por otras fuentes--, comenzará en Tokat y Tunceli, las dos zonas con bases del PKK más distantes de las fronteras con Irak, y será supervisada por la Inteligencia turca y el gobierno regional del Kurdistán.

GARANTÍAS

El diario 'Radikal' ya había informado ayer miércoles de que, durante su encuentro con la delegación del BDP, Ocalan lanzaría "oficialmente el proceso de retirada", pese a las discrepancias entre el PKK y el Gobierno turco sobre los términos del repliegue.

Los líderes del PKK en las montañas del norte de Irak han pedido a las autoridades garantías legales de que las fuerzas militares turcas no atacarán a los guerrilleros antes de que crucen la frontera. El Gobierno de Recep Tayyip Erdogan ha rechazado estas condiciones.

Cientos de guerrilleros murieron durante una retirada anterior, en 1999, como consecuencia de los enfrentamientos registrados entonces entre milicianos del PKK y las fuerzas de seguridad.

El pasado 21 de marzo, Abdulá Ocalan, instó al PKK a poner fin a las hostilidades y a retirarse "más allá de las fronteras" de Turquía para "que callen las armas y hablen las ideas". Asimismo, reclamó que turcos y kurdos "permanezcan unidos" como lo han estado "en el pasado".