La oposición insta a la comunidad internacional a "rechazar por completo" los resultados de las elecciones en Camboya

Elecciones generales en Camboya
REUTERS / PRING SAMRANG
Actualizado 30/07/2018 7:18:54 CET

YAKARTA, 30 Jul. (Reuters/EP) -

El opositor Partido Nacional de Rescate de Camboya (CNRP) ha instado este lunes a la comunidad internacional a "rechazar por completo" los resultados de las elecciones celebradas este domingo en el país dado que éstas suponen el "fin de la democracia".

"El 29 de julio de 2018 supone la muerte de la democracia en Camboya, un negro día en la historia reciente del país", ha manifestado el vicepresidente de la formación, que encabeza la oposición camboyana, Mu Sochua, en una rueda de prensa en Yakarta, la capital de Indonesia.

El gobernante Partido del Pueblo de Camboya (PPC) ha declarado este domingo a través de un portavoz su victoria en unas elecciones generales donde ha participado sin una oposición real.

"Los resultados anunciados por el PPC y la Comisión Nacional Electoral deben ser rechazados por completo por parte de la comunidad internacional", ha insistido Mu, que ha asegurado que la democracia ha sido reemplazada por una "lamentable dictadura".

El PPC se habría hecho, según las estimaciones del portavoz Sok Esyan, con un centenar de los 125 escaños que conforman el Parlamento camboyano. "Barajamos un porcentaje de votos obtenidos en torno al 80 por ciento, lo que significa que no vamos a bajar de los cien escaños", ha declarado a Reuters.

La Comisión Nacional Electoral ha indicado que más del 82 por ciento de los registrados para votar han presentado su papeleta. Las elecciones locales de 2017 contaron con un 90 por ciento de participación, mientras que a los anteriores comicios, en el 2013, acudieron a votar un 69,61 por ciento del censo.

Los resultados oficiales no se esperan a mediados del mes de agosto, aunque la Comisión Nacional Electoral podría publicar pronto un recuento aproximado.

Sam Rainsy, antiguo líder del partido, que vive ahora exiliado en Francia, ha tildado de "vacía" la victoria del actual primer ministro, Hun Sen, antiguo miembro de los Jemeres Rojos que accedió al cargo en 1985 y era el favorito para ganar estas elecciones generales.

A lo largo de los años, el dirigente ha ido acumulando un poder crecientemente centralizado hasta ser nombrado líder del Partido del Pueblo de Camboya (CPP) en 2015.