¿Qué otros políticos han sido acusados de plagio fuera de España?

Otros políticos acusados de plagio fuera de España
EUROPA PRESS
Actualizado 13/09/2018 14:36:15 CET

MADRID, 13 Sep. (EDIZIONES) -

Sánchez colgará el viernes en Internet su tesis íntegra y acusa a PP y Cs de querer desprestigiarle

Las acusaciones de plagio en trabajos universitarios o de currículums adulterados han sido causa en los últimos años de un amplio historial de escándalos políticos en todo el mundo, llevando en algunos casos hasta el extremo de acabar con la carrera política de sus protagonistas.

En uno de los casos más recientes, el exministro portugués de Asuntos Parlamentarios Miguel Relvas dimitió en 2013 después de que medios locales como 'Expresso' señalaran que llevaba usando el título de 'doctor' años antes de finalizar los estudios. Cuando más tarde finalizó los exámenes, la prensa lusófona le felicitó con sorna. El Tribunal Administrativo de Lisboa le revocó la licenciatura.

Hay varios políticos alemanes que han visto finalizadas sus carreras por escándalos de plagio. Dos de los casos más destacados han tenido lugar durante el Gobierno de la canciller alemana, Angela Merkel.

Karl-Theodor zu Guttenberg dejó la cartera de Defensa en 2011 después de admitir haber copiado parte de su tesis ("inadvertidamente" y porque "había perdido la pista de sus fuentes", según señaló).

"Debo darles la razón a mis enemigos cuando defienden que fui nombrado ministro de Defensa, no de autodefensa", dijo zu Guttenberg en la rueda de prensa en la que anunció su dimisión. La Universidad de Bayreuth --en la provincia de Baviera, en el sureste del país-- le revocó su doctorado.

Dos años más tarde, la titular de Educación alemana, Annette Schavan, hacía lo propio. Al contrario que zu Guttenberg, Schavan rechazó la decisión de la Universidad de Düsseldorf de quitarle el doctorado por haber plagiado parte de su tesis e insistió en llevar el caso ante los tribunales.

La conservadora anunció que dejaba su puesto porque "cuando un ministro de Educación demanda a una universidad, surgen las tiranteces para mi oficina, mi ministerio y para (mis compañeros de partido) los cristianodemócratas. Quiero evitar precísamente eso". La apelación de Schavan fue rechazada y perdió el doctorado.

MINISTROS DE EDUCACIÓN SALPICADOS POR EL ESCÁNDALO

Entre medias, otros dos titulares de Educación se vieron rodeados de escándalos relacionados trabajos académicos. El exministro de Educación de Rumanía Ioan Mang presentó su dimisión en 2012 poco después de haber sido nombrado ministro por las sospechas sobre sendos plagios en ocho publicaciones científicas.

Pocas semanas después de la dimisión de Mang, el ministro de Educación ruso, Vladimir Medinsky, fue acusado de haber plagiado parte de su tesis. En este caso, Medinsky todavía conserva su doctorado y su puesto.

Otro político salpicado por este tipo de acusaciones es el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto. Según una investigación llevada a cabo en 2016 por el medio local 'Aristegui Noticias' y corroborada por académicos, el mandatario, que dejará el cargo en unas semanas, copió parte de su tesis.

En respuesta a estas acusaciones, el portavoz de la Presidencia de México, Eduardo Sánchez, lamentó que "errores de estilo como citas sin entrecomillar o falta de referencia a autores" fueran "dos décadas y media después, materia de interés periodístico".

El de Peña Nieto no es el único caso de jefes de Estados. El 'think tank' estadounidense Brookings Institution acusó en 2006 al presidente ruso, Vladimir Putin, de haber plagiado parte de su tesis doctoral sobre economía.