Actualizado 23/08/2020 13:54:44 +00:00 CET

El Parlamento irlandés adelanta su regreso por las polémicas evasiones de altos cargos a las restricciones

El comisario de Comercio de la UE, Phil Hogan
El comisario de Comercio de la UE, Phil Hogan - Etienne Ansotte/European Commiss / DPA - Archivo

DUBLÍN, 23 Ago. (DPA/EP) -

El Parlamento de Irlanda ha tenido que adelantar el final de sus vacaciones ante la enorme polémica suscitada tras conocerse que varias figuras del Gobierno y también el comisario de comercio de la Unión Europea, Phil Hogan, habían desatendido las restricciones sobre la pandemia de coronavirus.

Hogan, por ejemplo, violó la normativa al acudir a una cena de la sociedad de golf con más de 80 comensales, en una actuación que ha arrojado dudas sobre la posición del responsable de liderar las negociaciones de libre comercio con Reino Unido después del Brexit.

Un portavoz del Gobierno indicó este sábado a la emisora nacional RTE que el primer ministro, Micheal Martin, y su adjunto, Leo Varadkar, le habían pedido al comisario que reconsiderara su puesto.

Hogan ha comunicado este domingo sus profundas disculpas por su asistencia. "Reconozco que mis acciones han tocado un nervio para el pueblo de Irlanda, algo que lamento profundamente", ha hecho saber en un comunicado publicado en Twitter.

"Soy plenamente consciente del estrés, el riesgo y la ofensa innecesarios que ha causado al pueblo de Irlanda mi asistencia a un evento de este tipo, en un momento tan difícil para todos, y lo lamento mucho", ha añadido.

"Reconozco que el problema es mucho más grande que el cumplimiento de las reglas y regulaciones y el cumplimiento de las legalidades y los procedimientos. Todos debemos mostrar solidaridad al intentar erradicar esta plaga común", ha dicho.

"Por lo tanto, ofrezco esta completa y profunda disculpa, en este momento difícil para todas las personas, mientras el mundo en su conjunto combate la Covid-19", ha remachado.

El ministro de Agricultura, Dara Calleary, renunció a su cargo el viernes junto con el vicepresidente del Senado, Jerry Buttimer, por su asistencia al evento. Calleary solo llevaba 37 días en el cargo.

El anterior ministro de agricultura, Barry Cowen, había dimitido del gobierno de coalición de centro derecha formado por Fianna Fail, Fine Gael y el Partido Verde tras ser acusado de conducir bajo los efectos del alcohol en 2016.

Al menos 80 personas asistieron a la cena en un hotel del oeste de Irlanda después de jugar al golf el miércoles pasado.

Además de figuras gubernamentales y senadores, entre los comensales se encontraban la celebridad de los medios de comunicación Sean O'Rourke y el juez del Supremo, Seamus Woulfe, a quien también se le pide que renuncie.

Muchos de los que asistieron afirmaron que se les había asegurado que el evento cumplía con la normativa.

Para leer más