Los partidos tradicionales anticipan un nuevo varapalo en las elecciones legislativas tunecinas

Publicado 06/10/2019 8:18:13CET
Elecciones legislativas en Túnez
Elecciones legislativas en Túnez - Khaled Nasraoui/dpa

TÚNEZ, 6 Oct. (Reuters/EP) -

Los tunecinos votan este domingo en unas elecciones legislativas que se celebran en medio de enormes desafíos políticos y económicos en el país, donde los principales partidos políticos -- el islámico Ennahda y el laico Nida Tounes -- sufrieron un sorprendente revés en los comicios presidenciales del mes pasado.

En su lugar comparecerán a la segunda vuelta de las elecciones dos "forasteros" como son el académico independiente Kais Saied y el magnate de los medios Nabil Karui, actualmente encarcelado tras ser acusado de corrupción, que se verán las caras el próximo 13 de octubre, con estas legislativas como prueba de choque antes de la nueva ronda electoral.

Los analistas nacionales anticipan una era de transformación. "Yo espero un parlamento nuevo", explica Salahedin Jurchi. "Las partes, que alguna vez estuvieron en el poder, incluida Ennahda, experimentarán una fuerte sacudida frente al ascenso de grupos como Qalb Tounes (que lidera Karui).

Jurchi anticipa que ningún bloque obtendrá la mayoría absoluta para formar un gobierno por sí mismo, y espera una difícil etapa de negociación, enmarañada entre disturbios sociales y dificultades económicas, dada la presión del Fondo Monetario Internacional, que ha pedido a los dirigentes del país unas medidas drásticas para mejorar los indicadores económicos.

CON LAS PRESIDENCIALES EN MENTE

A pesar de la celebración de estas elecciones, Túnez y sus representantes viven pendientes de lo que ocurrirá la semana próxima en las presidenciales, que siguen dominando el debate político. De hecho, Saied anunció sábado que no hará campaña de cara a la segunda vuelta para evitar un agravio comparativo en relación a su rival Karui, detenido por presunta corrupción.

"Por consideraciones morales y para evitar cualquier duda con respecto a la igualdad de oportunidades entre los candidatos, (Saied) no hará campaña personalmente", ha explicado la campaña de Saied, según recoge la emisora tunecina Mosaique FM.

Saied ha insistido además en su petición a la población para que esté atenta a los "desesperados intentos de desestabilizar el proceso electoral" y ha llamado a la participación para cumplir ante esta "cita con la historia".

La campaña para la segunda vuelta de las elecciones presidenciales comenzó el 3 de octubre tras la victoria inicial de Saied con un 18,4 por ciento de votos, seguido de Karui con un 15,6 por ciento de votos.

Karui está detenido desde el 23 agosto por lavado de dinero y evasión fiscal. Los partidarios de Karui han denunciado un intento de silenciarle por sus críticas al Gobierno, mientras que sus detractores aseguran que el magnate ha usado de forma indebida su cadena de televisión, Nessma TV, y su organización caritativa para su beneficio político.

Contador

Para leer más