La Policía montenegrina dispersa una protesta para pedir la dimisión del primer ministro

Publicado 24/10/2015 23:03:04CET

PODGORICA, 24 Oct. (Reuters/EP) -

La Policía montenegrina ha recurrido a gases lacrimógenos para despejar por la fuerza, y por segunda semana consecutiva, a los miles de manifestantes concentrados ante el Parlamento para pedir la dimisión del primer ministro, Milo Djukanovic, al que le acusan de clientelismo tras dos décadas en el poder.

El Gobierno ha negado las acusaciones de que Djukanovic está enquistado en el cargo y hasta el momento ha ignorado las peticiones de los manifestantes para convocar elecciones anticipadas.

No obstante, el dirigente del opositor Frente Democrático, Milan Knezevic, ha declarado desde la manifestación que el Gobierno está al límite de su resistencia conforme avanzan las negociaciones de adhesión a la UE, que ha pedido en reiteradas ocasiones al país que reduzca sus altos índices de corrupción, derivada de la postguerra de Yugoslavia.

"Nuestro mensaje a Djukanovic es que responda a nuestros discursos democráticos, acepte la creación de un Gobierno en funciones y organice las primeras elecciones libres y justas", ha proclamado Knezevic ante la multitud.