Actualizado 27/07/2007 22:58 CET

R.Quetzal.- Concluye la XXII edición de la Ruta Quetzal con la entrega de los diplomas a los 325 expedicionarios de este

MADRID, 27 Jul. (EUROPA PRESS) -

Los 365 expedicionarios que este año han participado en la XXII edición de la Ruta Quetzal BBVA dieron hoy por terminada su experiencia de seis semanas que les ha llevado por tierras mexicanas y españolas tras recibir el diploma acreditativo de su participación en este programa educativo-multicultural.

Los 'ruteros', que este año procedían de 55 países, recibieron el diploma en un acto celebrado en el auditorio Ramón y Cajal de la Facultad de Medicina de la Universidad Complutense de Madrid (UCM) en el que estuvieron presentes el director del programa de la Ruta, Miguel de la Quadra-Salcedo, su subdirector, Andrés Ciudad, así como la vicerrectora de la Universidad Complutense de Madrid (UCM), Isabel Tajahuerce, y el director de Comunicación e Imagen de BBVA, Javier Ayuso.

Durante el acto, Tajahuerce opinó que "el viaje empieza siendo algo desconocido y simplemente una aventura, pero termina siendo conocimiento", y animó a los expedicionarios a "no olvidar nunca todo lo que han aprendido".

El programa académico de esta edición, como en otras anteriores, ha corrido a cargo de la UCM, que se encargó de seleccionar los trabajos presentados por los aspirantes a 'ruteros', proporcionando profesores de apoyo a Ruta Quetzal BBVA, y otorgando una beca anual de estudios y alojamiento en pensión completa en uno de sus Colegios Mayores a un expedicionario de nacionalidad no española.

Por ello, De la Quadra-Salcedo aprovechó el acto de clausura para agradecer a la UCM su "colaboración", el rigor del programa académico y la selección de los jóvenes expedicionarios , mientras que Javier Ayuso resaltó que el BBVA patrocina cada año la Ruta "por vosotros, porque os lo merecéis y porque merece la pena".

El objetivo del programa de este año de la Ruta Quetzal BBVA era seguir por tierras mexicanas los pasos de la Nao de la China, la nave que cubría la ruta descubierta por el cosmógrafo vasco Andrés de Urdaneta y que unía México con China y Filipinas, permitiendo a España comerciar con los productos de este territorio. En la etapa española la expedición ha visitado las dos Castillas, el País Vasco y la Comunidad de Madrid.

En México, los expedicionarios tuvieron ocasión de visitar la capital, y varias de las ciudades Patrimonio de la Humanidad como Morelia, Querétaro y Puebla. Pero quizá uno de los momentos más intensos fue la subida al volcán Paricutín, uno de los más jóvenes del mundo.

La etapa española se inició en Castilla-La Mancha, para viajar posteriormente al Palacio de El Pardo en Madrid, donde los 325 expedicionarios fueron recibidos por el Rey Don Juan Carlos, quien saludó cordialmente uno a uno.

Tras visitar la Comunidad de Madrid, los ruteros se dirigieron a Madrigal de las Altas Torres (Avila), Frómista (Palencia) para llegar a Bilbao. Aquí, celebraron junto con el BBVA el 150 aniversario del banco con una serie de actos culturales en el Guggenheim.

Por último, y antes de regresar a sus respectivos hogares y países, los expedicionarios conmemoraron en Soria el primer centenario de la toma de posesión de la cátedra de francés de Antonio Machado.

En el acto de clausura de la XXII edición de la Ruta Quetzal BBVA, De la Quadra-Salcedo adelantó parte del recorrido del año que viene, que estará centrado en destinos relacionados con el agua, ya que 2008 será el año de este recurso natural.

Así, en América incluirá Panamá, a propósito del Canal, y en la península ibérica comenzará en Oporto, remontando el río Duero. Después, los expedicionarios visitarán Zaragoza, sede de la Expo, y bajarán el Ebro. "Y si podemos, y el Ministerio de Defensa nos deja un barco, iremos a ver al Rey a Mallorca, y desde allí iremos a Andalucía", anunció.