Publicado 30/04/2016 20:24CET

Los 'sadristas' alcanzan la oficina del primer ministro e intentan asaltarla

Los simpatizantes del clérigo chií Muqtada al Sadr en el Parlamento
AHMED SAAD / REUTERS

MADRID, 30 Abr. (EUROPA PRESS) -

Los simpatizantes del clérigo chií Muqtada al Sadr han alcanzado ya la oficina del primer ministro iraquí, Haider al Abadi, y pretenden irrumpir en su interior, según informa la cadena de televisión kurda Rudaw.

Los manifestantes, que exigen cambios en el Gobierno para atajar la corrupción, han irrumpido este sábado en la Zona Verde, la zona de máxima seguridad de la capital iraquí, donde se encuentra la sede de las principales instituciones iraquíes y las embajadas extranjeras. Nada más penetrar en la zona, los manifestantes han entrado en el Parlamento y se han tomado fotografías pacíficamente.

Mientras, el Ejército ha desplegado unidades de las fuerzas especiales para proteger las principales sedes bancarias de la ciudad. La sede de la ONU en Bagdad ha informado de que mantiene su actividad, pero las puertas están cerradas al parecer para garantizar la seguridad del personal.

El diputado Awad Awadi se ha sumado a los manifestantes en el Parlamento. "Hoy es el día en el que todos los iraquíes y los diputados esperamos la decisión de la gente sobre el futuro de nuestro país", ha afirmado Awadi en declaraciones a Rudaw.

Durante la marcha se han coreado otras consignas como "pacífico, pacífico" mientras algunos manifestantes se han encaramado al muro de hormigó que rodea la Zona Verde. Miles de simpatizantes más han permanecido fuera de la Zona Verde.

Al Sadr había criticado a las autoridades por reprimir al Movimiento Al Sadr, de carácter reformista. "Estamos esperando una revolución popular que aplaste la corrupción en el país. Nuestra revolución contra la corrupción es pacífica y seguirá siendo así hasta el final", ha afirmado en declaraciones recogidas por la cadena panárabe Al Arabiya.