Sida.- La ONU pide a los pacientes de sida en Gambia que continúen con los tratamientos tradicionales comprobados

Actualizado 17/03/2007 14:29:23 CET

Naciones Unidas critica la cura desarrollada por el presidente Jamehh y pide que la nueva fórmula sea revisada por expertos

MADRID, 17 Mar. (EUROPA PRESS) -

En respuesta a una presunta nueva cura para el sida, las principales agencias de Naciones Unidas dedicadas al tratamiento de la enfermedad han insistido en la necesidad de desarrollar respuestas "basadas en pruebas" contra el virus a raíz de las últimas declaraciones del presidente de Gambia, Yahya Jammeh, que afirmó haber encontrado un remedio a base de hierbas y especias.

El Programa de Naciones Unidas contra el Sida (ONUSIDA) y la Organización Mundial de la Salud (OMS) "recomiendan a Gambia que colabore con los expertos internacionales a la hora de asegurar la eficacia y la calidad" de la intervención terapéutica, de acuerdo con "las prácticas habituales en el desarrollo de cualquier producto", según un comunicado conjunto.

Más aún, la declaración advirtió de los peligros de sustituir los tratamientos comprobados por remedios herbales "que no pueden sustituir a un tratamiento exhaustivo" que se proporciona a los enfermos de sida. Según ambas organizaciones, interrumpir un tratamiento antirretroviral puede provocar "efectos secundarios muy peligrosos, incluso la muerte".

En Gambia, mientras, pacientes enfermos de sida como Suleiman, de tres años reciben el milagroso remedio ideado por el presidente de Gambia, que asegura recibió la receta en sueños, a través de sus ancestros. Dicho 'cóctel medicinal' es una mezcla marrón de siete hierbas y especias y que se administra por vía oral.

Tanto Suleiman como su madre, Fatuma, toman una cucharada al día, al igual que otras varias docenas de pacientes afectados por el virus y que se encuentran ingresados en los hospitales del país africano. "Es asombrosa", afirmó Fatuma, en declaraciones recogidas por la cadena CNN. "Hace dos semanas me encontraba muy enferma, débil, y no podía comer sin vomitar", explicó.

Los más de 20.000 pacientes afectados tienen acceso a este brebaje, que suele almacenarse en botellas de sirope de chocolate, desde el pasado mes de enero. La enviada de Naciones Unidas para Gambia, Fadzai Gwaradzimba, fue expulsada del país tras recomendar, el mes pasado, que los pacientes sigan recibiendo un tratamiento normal y que la fórmula de Jammeh sea estudiada por un "equipo internacional de expertos.

"El sistema de Naciones Unidas anima a todos los pacientes que están recibiendo tratamiento antirretroviral a que continúen con el procedimiento asignado al tiempo que estudiamos la eficacia de este nuevo tratamiento", declaró.