Publicado 04/07/2022 19:16

El sospechoso que mató a tres personas en Copenhague es internado en un centro psiquiátrico

Dos agentes de la Policía de Dinamarca en Copenhague
Dos agentes de la Policía de Dinamarca en Copenhague - LIN JING / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 4 Jul. (EUROPA PRESS) -

Un juez de Copenhague ha dictado internamiento en un centro psiquiátrico para el joven de 22 años y origen danés que mató el domingo a tres personas a tiros en un centro comercial de la capital danesa.

Tras una vista celebrada este lunes, el juez ha ordenado un examen psiquiátrico, según ha explicado el fiscal Soren Harbo en declaraciones a la prensa tras la vista a puerta cerrada, según ha recogido el diario danés 'Jyllands-Posten'.

El sospechoso está acusado del asesinato de tres personas --un hombre de 47 años, una chica de 17 y un chico de 17 años-- a los que disparó aleatoriamente. Además se le imputan siete cargos de intento de asesinato por los heridos.

El acusado ha entrado en la sala vestido con una camiseta azul y acompañado por tres agentes, ha confirmado su identidad ante el juez y ha respondido con un dubitativo "no estoy seguro" a una pregunta sobre el momento en el que fue arrestado.

Casi inmediatamente de la presentación del cargo de homicidio y homicidio en grado de tentativa se ha decretado secreto de sumario. La defensa ha desistido de posicionarse sobre los cargos.

Un portavoz de la Policía danesa, Dannie Rise, ha comparecido este mismo lunes en rueda de prensa y ha confirmado que entre los diez alcanzados por las balas hay seis mujeres y cuatro hombres. Dos hombres y una mujer han muerto.

Además ha revelado que entre los alcanzados por los disparos hay seis ciudadanos daneses, dos suecos, un afgano y un ruso. Los dos últimos son residentes en Dinamarca. Los fallecidos son el ruso, de 46 años y residente en Copenhague, y dos daneses, un hombre y una mujer, ambos de 17 años.

Entre los heridos graves hay dos danesas de 19 y 40 años, un sueco de 50 años y una sueca de 16 años. Tres de los heridos están estables y su vida no corre peligro y un cuarto está en estado crítico.

Rise ha advertido además de que publicar o compartir vídeos sobre el tiroteo "es un delito penal" tras la publicación el domingo de varias grabaciones sobre el incidente. "Tienen que enviárnoslos a nosotros para que se puedan utilizar en la investigación", ha argumentado.

Más información