El Supremo paquistaní autoriza ahora una prórroga de seis meses del mandato del jefe del Ejército

Actualizado 28/11/2019 20:31:43 CET
Bandera de Paquistán en una imagen de archivo
Bandera de Paquistán en una imagen de archivo - GETTY

MADRID, 28 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Tribunal Supremo de Pakistán ha autorizado este jueves una prórroga de seis meses del mandato del actual jefe del Ejército, Qamar Yaved Bajua, después de bloquear en un primer momento una ampliación que habría cubierto los tres próximos años.

El general Qamar Yaved Bajua había recibido una prórroga de su mandato el pasado 19 de agosto, en medio de las tensiones entre el primer ministro, Imran Jan, y la vecina India sobre el territorio en disputa de Cachemira. Sin embargo, el Supremo bloqueó el martes por sorpresa esta iniciativa por falta de argumentación.

La corte se ha vuelto a pronunciar este jueves para avalar que el líder militar pueda seguir al menos seis meses más, periodo en el que el Gobierno está llamado a promover una legislación precisa sobre este controvertido tema, en un país en el que históricamente las Fuerzas Armadas siempre han desempeñado un papel clave, según la cadena Geo TV.

El primer ministro ha afirmado a través de su cuenta en la red social Twitter que "el día de hoy debe ser una gran decepción para los que esperaban que el país se desestabilizara a través de un choque institucional".

"Que esto no haya pasado debe ser una decepción especial para nuestros enemigos externos y las mafias internas, mafias que se llevaron al extranjero lo saqueado y que buscan proteger este saqueo desestabilizando el país", ha zanjado.

Según la Constitución paquistaní, el jefe del Ejército ejerce su cargo por un periodo de tres años y, en el caso de Bajua, su labor estaba llamada a terminar el viernes. Desde que el puesto fue creado en 1972, solo en una ocasión un Gobierno civil ha extendido el mandato a un general.

El Gobierno de Jan ha tenido buenas relaciones con el Ejército, a diferencia de su predecesor y rival Nawaz Sharif, por lo que, durante el liderazgo de Bajwa, la oposición ha acusado a los militares de manipular las elecciones para que Jan llegara al poder el año pasado.

Los militares, que han gobernado Pakistán por casi la mitad de sus 72 años de historia y han asumido un papel importante en asuntos de seguridad y exteriores, siempre han negado interferir en la política.

Contador

Para leer más