Los talibán culpan a EEUU de la ruptura pero dejan la puerta abierta a volver a negociar

Publicado 08/09/2019 14:39:48CET
Encuentro entre los talibán y representantes de EEUU en Doha,Qatar
Encuentro entre los talibán y representantes de EEUU en Doha,QatarREUTERS / HANDOUT . - Archivo

El inicio de las negociaciones entre afganos estaba previsto para el 23 de septiembre

MADRID, 8 Sep. (EUROPA PRESS) -

Los talibán han reprochado a Estados Unidos la ruptura del proceso de paz en las últimas etapas del mismo, aunque han dejado la puerta abierta a regresar a la mesa de negociación. Además, han revelado que las negociaciones internas entre actores afganos iban a comenzar el 23 de septiembre, después de la firma del acuerdo con Estados Unidos.

"Los estadounidenses sufrirán más que nadie por haber cancelado las negociaciones", ha afirmado el portavoz talibán, Zabihulá Muyahid, en un comunicado difundido en redes sociales.

El texto destaca el buen ambiente en el que se habían desarrollado hasta ahora las negociaciones y, de hecho, manifiesta la disposición de los talibán a retomar los contactos para lograr un acuerdo político y poner así fin a la guerra.

En cuanto al militar estadounidense muerto en un atentado que Estados Unidos ha esgrimido como causa de la ruptura, los talibán han reprochado a Washington su "falta de entusiasmo" y su "inexperiencia" y han recordado a los "cientos de afganos muertos bajo martirio debido a los ataques de Estados Unidos y sus aliados".

Los talibán han subrayado la coherencia de su postura, que reivindican como la misma que se planteó hace 18 años cuando empezó la guerra: la retirada de las tropas extranjeras a cambio de la paz. "Seguimos en esa misma posición y esperamos que Estados Unidos vuelva a ella", ha explicado el portavoz talibán. Seguirán adelante con la guerra hasta la retirada del último soldado extranjero, ha remachado.

FIN DEL DIÁLOGO

Estados Unidos y los talibán negociaban desde hacía meses, ayudados por Qatar, con miras a lograr un diálogo directo entre los insurgentes y el Gobierno afgano, con el que se habían negado a hablar por considerar que es una mera "marioneta" de Washington.

Ya habían conseguido un principio de acuerdo que contemplaba la retirada de miles de militares estadounidenses a cambio de garantías de que Afganistán no se convirtiera en refugio de Al Qaeda, Estado Islámico o cualquier organización terrorista que pueda atacar a Estados Unidos y sus aliados.

Sin embargo, el presidente estadounidense, Donald Trump, ha anunciado este domingo en una serie de 'tweets' que ha cancelado las conversaciones de paz con los talibán en respuesta al atentado suicida perpetrado el pasado jueves en Kabul, en el que murieron un soldado estadounidense de la OTAN, Elis A. Barreto Ortiz, y otras 11 personas.

"Sin que casi nadie lo supiera, los principales líderes talibán y, por separado, el presidente de Afganistán, iban a reunirse conmigo en secreto este domingo en Camp David. Después de que admitiesen que estaban detrás del ataque en Kabul que mató a uno de nuestros grandes soldados y a otras 11 personas, he cancelado inmediatamente la reunión y las negociaciones de paz", ha anunciado vía Twitter.

Trump ha subrayado que, lejos de mejorar su posición negociadora, los talibán "han empeorado la situación". "Si no pueden acordar un alto el fuego durante estas importantes conversaciones de paz, e incluso han sido capaces de matar a 12 personas inocentes, entonces probablemente no tengan el poder necesario para negociar un acuerdo significativo. ¿Cuántas décadas más están dispuestos a luchar?", ha planteado.

El presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, ha reaccionado dando las gracias a Estados Unidos y sus aliados por su mediación, ratificando el compromiso del Gobierno con una "paz estable" y advirtiendo a los talibán de que no habrá paz hasta que declaren un alto el fuego y accedan a entablar un diálogo directo con el Gobierno.

Además, el mandatario afgano ha incidido en la importancia de "formar un Gobierno legítimo y fuerte tras las próximas elecciones presidenciales para poder seguir adelante con el proceso de paz".

REPUNTE DE LA VIOLENCIA

El comandante del Comando Central (CENTCOM) de las Fuerzas Armadas de Estados Unidos, el general Kenneth McKenzie, ya advirtió el sábado de que el repunte de los ataques de los talibán en las últimas semanas no favorecía las negociaciones de paz. "No ayuda para nada en este momento de la historia de Afganistán que los talibán hayan recurrido más a la violencia", dijo desde Pakistán.

Recientemente, los talibán han lanzado una ofensiva contra la capital de la provincia de Kunduz y han perpetrado dos atentados suicidas en Kabul, uno de los cuales se cobró la vida del sargento Barreto Ortiz, de 34 años y originario de Puerto Rico. Con él ya son 16 los estadounidenses muertos en Afganistán solo este año.

Contador

Para leer más