Actualizado 09/09/2022 21:22

Truss destaca desde el Parlamento que Isabel II es "el pilar sobre el que se construyó el Reino Unido moderno"

Últimas noticias sobre la muerte de Isabel II

La primera ministra ensalza que la reina "reinventó la monarquía para la era moderna" y que fue "una defensora de la libertad y la democracia"

MADRID, 9 Sep. (EUROPA PRESS) -

La primera ministra de Reino Unido, Liz Truss, ha destacado este viernes que Isabel II es "el pilar sobre el que se construyó el Reino Unido moderno", en el marco de una elegía a la monarca en la Cámara de los Comunes, que ha guardado un minuto de silencio al inicio de la sesión en recuerdo de la fallecida reina.

Truss ha manifestado que la monarca fue "uno de los mayores líderes que el mundo ha conocido" y ha resaltado que la población británica "recuerda el compromiso que (la reina) hizo durante su 21º cumpleaños de dedicar su vida a servir (al país)". "La Cámara estará de acuerdo en que nunca una promesa fue cumplida de forma tan total", ha agregado.

Así, ha manifestado que Isabel II ascendió al trono "en un país que emergía de la sombra de una guerra" y ha ensalzado que lega una nación moderna y dinámica que ha crecido y florecido bajo su reino". "Reino Unido es un gran país gracias a ella. La Commonwealth es una familia de naciones gracias a ella. Fue devota a la unión de Inglaterra, Escocia, Gales e Irlanda del Norte", ha dicho.

"Reinventó la monarquía para la era moderna. Fue una defensora de la libertad y la democracia en todo el mundo. Fue digna, pero no distante. Le gustaba pasarlo bien, ya fuera en una misión con el agente 007 o tomando un té con el oso Paddington. Introdujo la monarquía en la vida y en las casas de la gente", ha defendido.

La primera ministra, confirmada en el cargo el martes durante una reunión con la reina en el Palacio de Balmoral, ha destacado que la muerte de Isabel II ha desencadenado "las más sentidas condolencias" en todo el mundo. "Multitudes se han reunido, las banderas ondean a media asta y se han enviado tributos desde todos los continentes", ha destacado.

"Tras la muerte de su padre, el rey Jorge VI, Winston Churchill dijo que las noticias 'pararon el ruido y el tráfico de la vida del siglo XX en muchas tierras'. Ahora, 70 años después, en el tumulto del siglo XXI, la vida se ha pausado de nuevo", ha afirmado.

Truss ha señalado que "sus sabias palabras dieron fuerza en los momentos más complicados" y que "su devoción al deber siguen siendo un ejemplo para todos". "Fue la mejor diplomática del país", ha señalado, antes de incidir en que "visitó más de cien países y se reunió con más personas que cualquier otro monarca de la historia británica".

"Siguió decidida a llevar a cabo sus funciones incluso con 96 años. Hace tres días me invitó en Balmoral a formar Gobierno y convertirme en su 15ª primera ministra", ha recordado, antes de reitearr que "incluso para los que no la conocieron, la imagen de Su Majestad es un icono de aquello que define a Reino Unido como nación". "Su legado sobrevivirá a través de las incontables que conoció, la historia que presenció y las vidas que tocó", ha resaltado.

Asimismo, ha desvelado que habló durante la noche del jueves con el nuevo rey, Carlos III, y ha hecho hincapié en que "incluso en este momento de luto su sentido de deber y servicio es claro", según ha recogido la cadena de televisión británica BBC. En este sentido, ha rendido homenaje a la "profunda contribución" del hasta ahora príncipe de Gales en materia educativa.

"La corona aguanta, nuestra nación aguanta y, en ese espíritu, digo: Dios salve al rey'", ha reseñado Truss, cuyo discurso se ha visto seguido por unas declaraciones del líder del Partido Laborista, Keir Starmer, quien ha dicho que "el país, el pueblo y la Cámara están unidos en el luto".

En este sentido, Starmer ha explicado que Isabel II "creó una relación personal especial con todos". "Esta relación fue edificada en atributos que definen su reinado, su total compromiso con el servicio y el deber y su profunda devoción al país, la Commonwealth y el pueblo al que amaba", ha dicho.

"La pérdida de nuestra reina roba a nuestro país su punto más firme, su mayor consuelo, precisamente en un momento en el que necesitamos esas cosas más que nunca. El compromiso de nuestra reina con nosotros, su vida de servicio público, está fijada en una comprensión crucial de que el país que simbolizaba es mayor que cualquier individuo o institución", ha argumentado.

"Es la suma total de toda nuestra historia y nuestros comportamientos lo que sobrevivirá. La reina hubiera querido que redoblemos nuestros esfuerzos, alcemos la cabeza y hagamos frente a la tormenta, que sigamos adelante. Sobre todo, querría que recordemos que es en estos momentos en los que debemos estar juntos", ha sostenido, antes de zanjar su discurso con un "Dios salve al rey".

Contador

Más información