Publicado 25/01/2021 17:12CET

Venezuela asegura que los dos barcos de Guyana interceptados se encontraban en sus aguas territoriales

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro
El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro - AVN - Archivo

MADRID, 25 Ene. (EUROPA PRESS) -

Las autoridades de Venezuela han asegurado este lunes que los dos barcos procedentes de Guyana interceptados por la Armada del país caribeño se encontraban en aguas jurisdiccionales venezolanas y habrían incurrido en un delito de pesca ilegal.

En un comunicado difundido por el ministro de Exteriores, Jorge Arreaza, el Gobierno venezolano ha rechazado las palabras de Georgetown, que ha denunciado que las embarcaciones en cuestión se encontraban en su zona económica exclusiva cuando se produjo la interceptación.

"Venezuela refuta las difamaciones de la República Cooperativa de Guyana en su comunicado oficial publicado el 24 de enero, con relación a la actividad de custodia por parte de la Armada Nacional Bolivariana que dio lugar a la interceptación de dos barcos guyaneses denominados 'Nady Nayera' y 'Sea Wolf'", ha aseverado Arreaza.

Así, ha recalcado que dichos buques "ejercían in fraganti la pesca ilegal en aguas de plena soberanía y jurisdicción de Venezuela, sin contar con ningún tipo de documentación legal".

El domingo, tras la interceptación, el Gobierno de Guyana afirmó que la interceptación de los buques suponía un "acto de agresión de las Fuerzas Armadas venezolanas contra los ciudadanos del país" y matizó que la acción "equivalía a una injerencia en los derechos soberanos" de Georgetown y de su zona económica exclusiva. Dicho acto ha sido descrito por las autoridades de Guyana como "contrario al Derecho Internacional".

En este sentido, el Ejecutivo venezolano ha defendido que las acciones se llevaron a cabo en "pleno respeto de la legislación vigente y garantizando el debido proceso por parte de los tripulantes detenidos".

"Esta nueva matriz mediática de las autoridades guyanesas deja al desnudo las pretensiones unilaterales de ese Gobierno, en alianza con transnacionales petroleras, particularmente con la estadounidense ExxonMobil, sobre territorio venezolano no controvertido, así como sobre áreas marinas y submarinas pendientes por delimitar", recoge el texto.

El Gobierno venezolano ha reiterado, además, que no permitirá incursiones ilegales de ninguna clase en su territorio y que ejercerá, como siempre ha hecho, el derecho a la defensa de su soberanía.

No obstante, se ha mostrado abierto al diálogo "sincero, sin agendas ocultas, con el fin de crear un ambiente propicio para el entendimiento, dentro del marco del Derecho Internacional". El incidente se ha producido en el marco de las tensiones entre ambos países por la disputa en torno al territorio de Esequibo.

Asimismo, Guyana ha denunciado que éste se ha producido poco después del decreto publicado recientemente por el presidente venezolano, Nicolás Maduro, que establece un nuevo territorio marítimo denominado Territorio para el Desarrollo de la Fachada Atlántica, que "incluye aguas territoriales de Guyana, su zona económica exclusiva y su plataforma continental, así como el territorio situado al oeste del río Esequibo".

Para las autoridades el país, el decreto "supone una flagrante violación de la soberanía de Guyana y sus derechos soberanos".

Para leer más