Unas 1.500 personas velarán por la seguridad en el Carnaval de Santa Cruz de Tenerife

Reunión de la Junta de Seguridad
AYUNTAMIENTO DE SANTA CRUZ
Publicado 19/02/2019 19:37:46CET

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 19 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife acogió este martes la reunión de la Junta Local de Seguridad que coordina el mayor despliegue en esta materia que cada año afronta el municipio ante la llegada del Carnaval, conformado por un total de 1.500 personas a partir del próximo 1 de marzo.

El alcalde de la ciudad, José Manuel Bermúdez, y el subdelegado del Gobierno, Jesús Javier Plata, copresidieron esta reunión, en la que también participaron los mandos de diferentes cuerpos policiales integrados en el dispositivo.

Además, la representación municipal se completó con la presencia de la concejal de Seguridad Ciudadana, Zaida González; el concejal de Servicios Públicos, Dámaso Arteaga; la concejal de Fiestas, Gladis de León, y la directora general de Seguridad y Emergencias del Gobierno de Canarias, Nazaret Díaz, además de personal técnico de Protección Civil santacrucera.

En la fase previa también asistieron representantes de la empresa Titsa y de Metropolitano de Tenerife.

Precisamente, el alcalde capitalino realizó un llamamiento a la empresa y a los trabajadores del tranvía para que lleguen a un acuerdo antes de que comience el Carnaval.

"Para la seguridad es fundamental que este pacto se produzca con el objetivo de evitar riesgos innecesarios para la seguridad", señaló, y reconoció que de no llegarse a ese pacto habrá que adoptar otro tipo de medidas extraordinarias para reforzar las distintas paradas del tranvía, incluso en coordinación con La Laguna, "evitando que se produzcan problemas durante los tiempos de espera o las previsibles aglomeraciones, por lo que habrá que aumentar la presencia de seguridad privada y las dotaciones policiales en esos puntos".

En este apartado del transporte también se analizaron los posibles refuerzos del servicio de guaguas, tanto en frecuencias como en disponibilidad, ya que en los últimos años mucha más gente viene desde otros municipios al Carnaval utilizando las líneas de largo recorrido.

Una vez más, Bermúdez quiso poner en valor el trabajo de todo este dispositivo, "una labor que nos permite seguir siendo el Carnaval más seguro del mundo".

CARNAVAL DE DÍA

Otra de las cuestiones abordadas fue el análisis, en términos de seguridad, por la previsible afluencia multitudinaria de personas al segundo 'Carnaval de Día', el 9 de marzo.

Para ese sábado se ha diseñado un refuerzo específico, con 740 efectivos policiales y de seguridad entre Policía Local, Policía Nacional, Guardia Civil, Cuerpo General de la Policía Canaria y el apoyo en las instalaciones del Puerto tinerfeño de la Policía Portuaria, a los que se sumaría el personal de asistencia sanitaria, otras 120 personas, y unos 80 voluntarios de Protección Civil, cantidad que podría incrementarse con dotaciones de otros municipios de la isla.

Por su parte, el subdelegado del Gobierno, Jesús Javier Plata, quiso destacar que se han adoptado todas las medidas de protección para garantizar la seguridad de todos los ciudadanos durante estas fiestas y evitar la comisión de cualquier tipo de delito".

Plata concluyó pidiendo a la ciudadanía que "a pesar de estar de fiesta, tenga un comportamiento lo más cívico y respetuoso posible para ayudar a mantener el nivel habitual de seguridad en los carnavales".

En cuanto a los números concretos del dispositivo policial, señaló que será un total de 620 agentes de la Policía Nacional los que se dediquen a labores de seguridad en las calles durante el Carnaval.

En dicho operativo participarán todas las unidades policiales, desde la Unidad de Intervención Policial (UIP), que será reforzada con un grupo proveniente de Madrid, además de la Unidad de Prevención y Reacción (UPR) la Brigada de Extranjería y la Brigada Móvil de Transporte, para cubrir el creciente desplazamiento de personas procedentes de Gran Canaria.

Al igual que el año pasado se contará con el apoyo de los helicópteros de la Policía Nacional durante las celebraciones del Carnaval de Día.

Por su parte, la Guardia Civil mantendrá la realización de controles de alcoholemia en las entradas y salidas de Santa Cruz, y también reforzarán la vigilancia en el área portuaria.

RECURSOS MUNICIPALES

Zaida González detalló el despliegue de los recursos municipales de seguridad y emergencias que desarrollarán su labor entre el 1 y el 10 de marzo.

"Habrá jornadas en las que trabajarán hasta 253 policías locales sumando a los agentes de refuerzo y los diferentes grupos operativos junto a la Unipol, tanto en materia de tráfico como de seguridad", comentó.

Desde el punto de vista municipal, destacó que "ya están en funcionamiento todas las pilonas de seguridad instaladas por el Ayuntamiento en el último año y se ha renovado la autorización temporal para instalar 15 cámaras de seguridad en distintos puntos del Cuadrilátero carnavalero, cámaras que permitirán grabar y serán visualizadas por agentes policiales en todo momento".

Asimismo, la concejal adelantó que este año se instalará un Punto Violeta en el interior del Hospital de Carnaval, "una dotación de ayuda y asistencia a las mujeres que puedan sufrir cualquier tipo de problema vinculado con agresiones sexuales".

González concluyó pidiendo a la población que adopte medidas muy simples de autoprotección para evitar ser víctimas del tipo de delito más habitual en estas fiestas, "que suelen ser los hurtos".

Nazaret Díaz anunció que "este año, y en especial para atender la cobertura de seguridad del segundo Carnaval de Día, se va a incrementar la presencia de los agentes del Cuerpo General de la Policía Canaria".

También se refirió a la integración y cooperación que durante el Carnaval se aplica entre el Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad (CECOES 1-1-2 y el CECOPAL santacrucero, "coordinando los medios y la atención de las emergencias durante esos días".

Además, se adelantó que en estos días ya se está instalando el Hospital del Carnaval que aglutinará todas las asistencias sanitarias durante las fiestas y la coordinación de todo este dispositivo a través del Puesto de Mando Avanzado (PMA).