El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife y Bankia pactan un alquiler social para la vecina en huelga de hambre

Actualizado 09/11/2012 14:47:38 CET

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 9 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife y Bankia han llegado hoy viernes a un acuerdo que evitará que se quede sin casa Carmen Omaña, una vecina que llevaba cinco días en huelga de hambre frente a una sucursal de la entidad tras ser desahuciada de su vivienda.

Bankia ha decidido poner a disposición de Carmen Omaña una vivienda a cambio de un alquiler social que ayudará a pagar el Ayuntamiento, tal y como ha explicado el alcalde, José Manuel Bermúdez, tras concluir la reunión que ha mantenido en el Consistorio con representantes del banco.

Carmen Omaña, madre de dos hijas, una de ellas menor de edad, perdió su casa ubicada en el barrio de Los Gladiolos hace algunos meses al no poder hacer frente al pago de la deuda pendiente con Bankia, situación que le llevó a iniciar una huelga de hambre delante de una de sus sucursales desde el pasado lunes.

Tras la reunión, la propia Carmen Omaña explicó a los medios que la presencia de siete casetas frente a una sucursal de Bankia "ha ayudado a la entidad a darse cuenta de lo que estaba pasando", pues "la imagen de un banco vale mucho".

Asimismo, ha reconocido que no esperaba que la solución a su caso llegase "tan rápido", y aunque ayer tuvo que ser hospitalizada por los efectos de la huelga de hambre, ha dicho que estaba dispuesta a continuar si no se hubiera resuelto su problema.

Por su parte, el alcalde ha aclarado que el acuerdo al que se ha llegado con la entidad "es una solución que no sólo puede servir para Carmen Omaña, sino también para evitar el desahucio de un joven que se iba a producir a final de mes".

El Ayuntamiento de Santa Cruz anunció ayer jueves la retirada de su saldo disponible en las cuentas de Bankia, unos 1,5 millones de euros, al no haber recibido respuesta por parte de la entidad en relación a la carta enviada como parte del protocolo antidesahucios que lleva a cabo la Corporación.

José Manuel Bermúdez ha confirmado que el Consistorio ha retirado este dinero a pesar de haber llegado a un acuerdo con la entidad, pero ha admitido que no tiene "ninguna intención" de dejar de trabajar con aquellas entidades financieras que decidan colaborar con la Corporación. "Si ahora la propuesta [de Bankia] es otra, la del Ayuntamiento también será otra", recalcó.

Tras alcanzarse una solución para el caso de Carmen Omaña, el alcalde de Santa Cruz entiende que a partir de ahora se paralizarán todos los desahucios previstos por Bankia, pero sólo en aquellos casos en los que haya personas que demuestren que no tengan ninguna renta, se encuentren en una situación de exclusión social o tengan familiares a su cargo.

Bermúdez también ha explicado que la propuesta que ha hecho Bankia es de "ejecución inmediata", por lo que espera que Carmen Omaña abandone definitivamente la huelga de hambre y siga durmiendo en el hotel que venía sufragando el Ayuntamiento hasta tanto no comience a vivir en su nueva vivienda.