El nuevo presidente de la ZEC analizará el desequilibrio en las autorizaciones entre Santa Cruz de Tenerife y Las Palmas

Toma de posesión del presidente de la ZEC, Antonio Oliveira
EUROPA PRESS
Actualizado 13/11/2018 14:30:36 CET

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA, 13 Nov. (EUROPA PRESS) -

El nuevo presidente de la Zona Especial Canaria (ZEC), Antonio Oliveira, ha afirmado que el Consorcio analizará el desequilibrio detectado durante los nueve primeros meses del año en las autorizaciones entre Santa Cruz de Tenerife y Las Palmas --el 80% se ha producido en la primera provincia y el 20% restante en la segunda--.

De esta manera, en lo que va de año, la institución ha realizado 80 inscripciones y espera cerrar 2018 con cerca de 100 y una inversión comprometida de unos 100 millones de euros.

Así lo ha afirmado este martes en declaraciones a los medios de comunicación tras tomar posesión del cargo en un acto que estuvo presidido por la delegada del Gobierno, Elena Máñez, añadiendo que este tema aún no les preocupa porque no está afectando a las inscripciones totales.

"En los últimos nueve meses se ha detectado que ha habido un cierto desequilibrio a favor de Santa Cruz de Tenerife y es un tema que estamos analizando. Estamos manteniendo reuniones de trabajo con diferentes instituciones para valorar, cruzar datos y ver qué puede estar sucediendo", dijo.

Aquí, Oliveira señaló que se mirará si este desequilibrio es consecuencia de la propia dinámica económica, que está impulsando más actividades vinculadas a que pueden ser ZEC en la provincia occidental que en la oriental, "lo que sería un resultado normal del mercado", o si lo que ocurre es que las instituciones no están sabiéndose coordinar "igual de bien" en una provincia que en otra.

"En todo caso --continuó-- es una situación en la que todos estamos muy involucrados para poder resolver y tratar de que se vuelva a equilibrar. Todavía no estamos preocupados porque no está teniendo consecuencias sobre las inscripciones, que es lo que realmente importa".

Cuestionado sobre cómo revertir esta situación y cómo se puede ganar la confianza del empresariado grancanario, el presidente hizo especial hincapié en que una de las prioridades es retomar las relaciones con la clase empresarial y en que les ha mostrado su voluntad de colaboración para ver porqué se ha producido este desequilibrio.

Para Oliveira, esta situación solo se puede solucionar con trabajo, lealtad y capacidad de colaboración, destacando que se llevará a cabo un trabajo más técnico para ver qué puede estar motivando esta menor inversión en Las Palmas.

HACER DE LA ZEC UNA HERRAMIENTA "ÚTIL" PARA LOS CANARIOS

Por otra parte, durante su discurso en la toma de posesión, el nuevo presidente de la ZEC apostó por tres claves para hacer que el Consorcio fue una herramienta "más útil" para la sociedad canaria.

La primera de ellas ha sido hacer énfasis en la idea y el concepto de 'Consorcio', que significa la unión de dos socios estratégicos, en este caso, Canarias y el Estado. "La ZEC no puede aportar mucho solo a Canarias, sino también al Estado español", incidió.

En estas aportaciones, se refirió al empleo de calidad. "Todos los instrumentos de política económica tiene que llegar al conjunto de la población --continuó-- y una forma eficaz es hacerlo a través del empleo y, en concreto, el empleo de calidad".

Mientras, como segunda Clave, Oliveira puso de manifiesto la importancia de la colaboración entre todos los agentes para contribuir a la promoción económica y exterior de las islas y de las posibilidades que el archipiélago ofrece a las empresas y los profesionales que quieren instalarse en Canarias.

Finalmente, el nuevo presidente señaló que la tercera idea importante es ver a Canarias como territorio de oportunidades. "En la que la ZEC puede ser uno de los elementos que ayude a materializar estas oportunidades", dijo para entender que hay que enfocarse en aprovechar las ventajas y las nuevas tecnologías, "que hacen a Canarias menos ultrapériféricas desde el punto de vista tradicional".