Publicado 13/08/2021 14:23CET

El curso escolar comenzará el 6 de septiembre con un día de Educación para la Salud

Archivo - Aula de un centro escolar.
Archivo - Aula de un centro escolar. - CAIB - Archivo

   La Consejería de Educación señalará la ventilación natural como la "preferente"

   LOGROÑO, 13 Ago. (EUROPA PRESS) -

   El curso escolar empezará en La Rioja el próximo 6 de septiembre con un día de Educación para la Salud y la previsión de que los centros educativos estén abiertos durante todo el curso.

   Tal y como publica el Boletín Oficial de La Rioja, el alumnado recibirá, en el primer día de clase, Educación para la Salud para posibilitar una correcta higiene de manos e higiene respiratoria y el uso adecuado de la mascarilla.

   Los centros educativos, afirma, "se mantendrán abiertos durante todo el curso escolar asegurando los servicios de comedor, así como el apoyo lectivo a menores con necesidad específica de apoyo educativo, o con dificultades académicas, o pertenecientes a familias socialmente vulnerables, siempre y cuando la situación epidemiológica lo permita, en base a las indicaciones de las autoridades sanitarias".

   El plan para este curso mantiene vigentes las principales medidas sanitarias ya conocidas el pasado curso: uso obligatorio de mascarilla a partir de los 6 años de edad, distancia interpersonal, que se flexibiliza de 1,5 a 1,2 metros; y los grupos de convivencia estable, donde se flexibiliza la interacción dentro de los mismos niveles.

   Para Educación, "la ventilación natural es la opción preferente". Se recomienda ventilación cruzada, si es posible de forma permanente; en caso contrario, se realizará esta ventilación, por espacio de cinco minutos cada veinte.

   Añade que "únicamente si no es posible conseguir la ventilación adecuada mediante ventilación natural o mecánica, se podrían utilizar filtros o purificadores de aire (dotados con filtros HEPA). Como alternativa, puede valorarse el uso de otros espacios (aulas o salas del centro educativo, o municipales)".

   Educación explica que, dada la situación epidemiológica actual, es necesario mantener las medidas frente a la Covid-19 en los centros educativos para el curso 2021/2022 para proteger el derecho a la educación de la infancia y adolescencia, adaptándola a los posibles escenarios que pueden darse en el contexto pandémico en los próximos meses.

   Resalta cómo se plantean escenarios en función del nivel de alerta en cada territorio. Los escenarios se revisarán a lo largo del primer trimestre del curso, ajustándose a la baja o haciéndose más exigentes, según avance la vacunación del alumnado.

   Todos los centros educativos designarán a un Coordinador Covid para los aspectos relacionados con COVID-19.

   Se garantizará la máxima presencialidad para todos los niveles y etapas del sistema educativo al menos en el escenario de nueva normalidad, nivel de alerta 1 y 2. En el nivel de alerta 3 y 4, en el caso excepcional de que no se pudieran cumplir las medidas, se podría pasar a semipresencialidad sólo a partir de tercero de la ESO.

   La suspensión generalizada de la actividad lectiva presencial se adoptará únicamente ante situaciones excepcionales, y será determinada por la autoridad competente de la Consejería de Salud.

   De forma general, se mantendrá una distancia interpersonal de al menos 1,5 metros en las interacciones entre las personas adultas en el centro educativo, manteniendo el uso de la mascarilla independientemente de la distancia.

   Se establece una higiene de manos de forma frecuente y meticulosa, al menos a la entrada y salida del centro educativo, antes y después del patio, de comer y siempre después de ir al aseo, y en todo caso un mínimo de cinco veces al día. Se recomienda priorizar la higiene de manos con agua y jabón en la medida de lo posible.

   El uso de la mascarilla será obligatorio a partir de 6 años de edad con independencia del mantenimiento de la distancia interpersonal o la pertenencia a un grupo de convivencia estable.

   El uso de mascarilla será obligatorio en todo el profesorado con independencia del mantenimiento de la distancia interpersonal. La mascarilla será de tipo higiénica.

   En aquellos casos en que el alumnado no lleve mascarilla y no se pueda mantener la distancia interpersonal, como ocurre en Educación Infantil o Educación Especial o en aulas de educación especial en centros ordinarios, se utilizará mascarillas tipo ffp2.

   Su uso será obligatorio además en el transporte escolar colectivo a partir de 6 años, y recomendable de 3 a 5 años.

   Se intensificará la limpieza, en especial en los baños y en las superficies de mayor uso. Cada centro dispondrá de un protocolo de limpieza y desinfección que responda a sus características.

ACTUACIÓN ANTE CASOS

   No asistirán al centro aquellos estudiantes, docentes y otros profesionales que tengan síntomas compatibles con COVID-19, así como aquellos que se encuentren en aislamiento por diagnóstico de COVID-19, o en período de cuarentena domiciliaria por haber tenido contacto estrecho con alguna persona diagnosticada de COVID-19. El BOR destaca que "es de especial importancia insistir en este mensaje en la comunidad educativa".

   Ante una persona que comienza a desarrollar síntomas compatibles con COVID-19 en el centro educativo, se seguirá un protocolo de actuación previsto previamente. Se le llevará al espacio COVID-19 separado de uso individual y se le colocará una mascarilla quirúrgica. La persona que lo atiende debe ponerse mascarilla FFP2 sin válvula. Si la persona es adulta, autónoma y se encuentra bien, se irá a su domicilio evitando contactos en el trayecto.

   Se contactará con la familia o tutores legales, en caso de que la persona afectada sea menor de edad. La familia debe contactar tan pronto como sea posible con su centro de salud de atención primaria de referencia, con el coordinador COVID del centro, o llamar al teléfono de referencia de la comunidad autónoma 941298333 para responder ante un caso sospechoso de COVID-19. En caso de presentar síntomas de gravedad o dificultad respiratoria se llamará al 112.

   GRUPOS DE CONVIVENCIA ESTABLE y DISTANCIA DE 1,2 METROS

   En Educación Infantil, la organización del alumnado se establecerá en grupos de convivencia estable, formados por la ratio máxima establecida. En el escenario de nueva normalidad se permite la interacción entre grupos de un mismo nivel sobre todo en actividades al aire libre.

   En Educación Primaria, la organización del alumnado se establecerá en grupos de convivencia estable, formados por un máximo de 25 alumnos junto al tutor. En esta etapa se cree imprescindible mantener la presencialidad por lo que se plantea una opción estable para los dos escenarios.

   En Educación Secundaria Obligatoria, se debe mantener una distancia interpersonal dentro del aula de 1,2 metros, con el fin de garantizar la presencialidad. En primero y segundo de la ESO es imprescindible mantener la presencialidad por lo que se plantea unaopción estable para los dos escenarios.

   En Bachillerato se debe mantener una distancia interpersonal dentro del aula 1,2 metros, con el fin de garantizar la presencialidad.

   Solo en una situación de empeoramiento de la evolución epidemiológica, se valorará la semipresencialidad en Bachillerato, siendo ésta la última opción, siguiendo las recomendaciones de las autoridades sanitarias.

   En las enseñanzas de Formación Profesional del Sistema Educativo, en todos sus niveles, se debe mantener una distancia interpersonal dentro del aula de 1,2 metros, con el fin de garantizar la presencialidad.

    En cuanto a las Actividades Extraescolares en los centros educativos, los grupos se limitarán a un máximo de 20 niños por grupo, para aquellas actividades que se lleven a cabo en un aula, dentro las condiciones de nueva normalidad.

   Las actividades extraescolares que se lleven a cabo al aire libre, tanto en el centro, como fuera de él, no estarán sujetas a esta limitación, si a lo que indique la autoridad sanitaria.

Para leer más