El 67% de perros del Centro de Protección Animal que esperan ser adoptados son de razas potencialmente peligrosas

La Policía Municipal de Madrid realizó 246 intervenciones sobre perros peligrosos en 2018
REUTERS - Archivo
Publicado 23/04/2019 10:16:43CET

MADRID, 23 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Madrid promueve el adiestramiento de perros de razas potencialmente peligrosas, que representan el 67 por ciento de los que esperan ser adoptados en el Centro de Protección Animal. Perros de razas como presa canario, pitbull o american standford suponen el 82 por ciento de los animales que esperan una nueva vida en las instalaciones municipales a los seis meses de llegar y el 90 por ciento al año de internamiento.

El gerente de Madrid Salud, Antonio Prieto, ha explicado en la última comisión del mandato de Salud, Seguridad y Emergencias que se están dando los primeros pasos de una campaña, financiada a través de una iniciativa de los presupuestos participativos, que promueve la adopción de animales del Centro de Protección municipal con más problemas para disfrutar de una segunda oportunidad.

Para eso se ha firmado un convenio con asociaciones de defensa animal, como Life4Pitbulls, que supone promover labores de adiestramiento con el fin de facillitar su adopción y alejar dudas sobre su adoptabilidad.

Prieto ha indicado que la Ley de Protección Animal aprobada por la Comunidad en 2016 ha generado "un grave problema de colapso en el Centro de Protección Animal". La colmatación la sufren animales con bajos niveles de adoptabilidad, ya sea por la edad (entre seis y siete años), por el tamaño (no compatible con pisos pequeños), la salud, la conducta (perros que ladran) o la raza. El gerente de Madrid Salud ha destacado que los perros de estas razas sufren las dudas infundadas sobre seguridad.

La pregunta ha llegado a la comisión de manos del concejal socialista Ignacio Benito, que ha hecho un alegato a favor de la adopción de estos perros, de razas criminalizadas cuando el foco debe ponerse en un cuidado humano deficiente. Así, ha remarcado que los perros que llegan al Centro de Protección Animal están normalizados, no han ingresado por su agresividad.

Benito ha instado a extender la esterilización y poner freno a situaciones alegales de cría de animales de estas razas, "de mala fama pero con noble corazón", que acaban en manos de los que no son más que "simples juntaperros".

Antonio Prieto, por su parte, ha abogado por una modificación de la ley que introduzca más elementos para prevenir el abandono y también por un cambio en la normativa de tenencia de animales potencialmente peligrosos tras 19 años de vigencia.