Publicado 02/09/2021 10:10CET

El cadáver hallado en un descampado de Vallecas tenía también todos los dientes arrancados

Imagen de recurso de un coche de Policía
Imagen de recurso de un coche de Policía - POLICÍA NACIONAL

MADRID, 2 Sep. (EUROPA PRESS) -

El cadáver hallado el domingo en un pequeño incendio en un descampado del madrileño distrito de Vallecas tenía todos los dientes arrancados, además de todos los dedos cortados, para impedir su identificación, que está siendo lenta y muy compleja, han informado a Europa Press fuentes policiales.

Este cuerpo sin vida fue descubierto alrededor de las 11 horas del día 29. Cuando los bomberos fueron sofocar las llamas en dicho descampado, situado en el Cerro del Murmullo, detectaron el cadáver de un varón envuelto en una tela. Era un hombre de mediana edad calcinado que estaba desnudo de cintura para arriba.

Hasta el lugar desplazaron agentes del Grupo VI de Homicidios de la Policía Nacional de Madrid, que se han hecho cargo de la investigación y agentes del Grupo de Delitos Violentos de la Brigada de Policía Científica para realizar la inspección ocular técnico policial.

Hasta el momento se desconoce cualquier dato sobre la identidad y edad de la víctima, estando a expensas de los estudios que realicen los especialistas de Policía Científica y de las averiguaciones del Grupo de Homicidios. La zona del hallazgo es transitada por toxicómanos y también por personas que practican cruissing, sexo al aire libre entre hombres desconocidos.

Los agentes de Homicidios están a la espera también de los resultados de la autopsia del cadáver. Los productos inflamables acelerantes encontrados en el cuerpo, recubierto con una tela, y dedos cortados y todas las piezas dentales arrancadas apuntan a que se trata de un crimen violento en el que los autores se han esforzado quemándolo para dificultar la identidad de la víctima, por si podría delatarles con sus antecedentes.

Contador

Para leer más