Más de 350 simpatizantes de Ahora Madrid firman manifiesto contra Nuevo Norte por "zarpazo" a su forma de hacer política

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, presentan Madrid Nuevo Norte
AYUNTAMIENTO DE MADRID - Archivo
Publicado 10/10/2018 11:21:20CET

MADRID, 10 Oct. (EUROPA PRESS) -

Más de 350 simpatizantes y votantes de Ahora Madrid, incluidos algunos asesores, han firmado el manifiesto 'Operación Chamartín. Estamos a tiempo', en el que muestran su rechazo a Madrid Nuevo Norte porque consideran que es un "zarpazo" a la manera de hacer política de la candidatura municipalista.

Ningún concejal ha firmado el manifiesto aunque sí alguno ha expresado su apoyo a él en redes. Es el caso de Carlos Sánchez Mato, que ha verbalizado su respaldo a quienes "defienden un modelo de ciudad en el que prime el reequilibrio territorial y la apuesta por un desarrollo sostenible" y asegura que se está a tiempo de evitar que Nuevo Norte "sea un ejemplo de especulación alejado de los intereses generales". También lo ha hecho Rommy Arce, que cree que con esta operación "sólo gana la banca y los partidos del régimen".

El manifiesto se envió ayer a la Mesa de Coordinación de Ahora Madrid, según ha podido saber Europa Press. Los firmantes reclaman mecanismos de debate en el seno de Ahora Madrid "sobre las decisiones que tanto se alejan de los acuerdos adoptados en el programa electoral", esto es, "un espacio en el que se pueda debatir sobre lo que ocurre en la ciudad y las políticas públicas que se llevan a cabo".

El manifiesto exige que se publique "toda la documentación vinculada al desarrollo, incluyendo toda la relativa al convenio entre Adif y Distrito Castellana Norte (DCN)" porque "sólo con transparencia la ciudadanía podrá tener conocimiento de lo que supone para la ciudad y para las partes implicadas el acuerdo que se pone encima de la mesa".

Los firmantes demandan "respuestas a las necesidades ciudadanas que se recogían en 2016 con Madrid Puerta Norte, aparcadas ahora con el nuevo proyecto" y que "se busquen mecanismos de negociación y participación con el tejido asociativo de la ciudad, en los distritos, con el tiempo suficiente para el estudio y elaboración de propuestas".

"Gobernar no es gestionar recursos durante cuatro años y nada más. Es escuchar las necesidades de la ciudadanía y de aquellos colectivos con los que se construyó un proyecto ilusionante, y de todos aquellos que se quieran unir.", argumentan.

Los firmantes creen que "se puede revertir esta situación que tanto se aleja de un trabajo colectivo y transparente". "Nos sentimos mandatadas por un programa con el que trabajar de manera continua pero siempre transparente. Porque gestionar pierde sentido si no es para desarrollar las políticas que vinimos a hacer, siempre con la mayoría de la población, la que el resto de gobiernos municipales ha ignorado históricamente", apostillan.

Contador