Actualizado 29/07/2012 18:54 CET

El número de puntos de ITV en Madrid pasará de 18 a cerca de 30 entre 2012 y 2013

Luis Rivas (AECA  ITV)
AECA ITV

La patronal de ITV defiende una planificación de los centros de inspección para asegurar su rentabilidad

MADRID, 29 Jul. (EUROPA PRESS) -

El número de instalaciones en la Comunidad de Madrid dedicadas a la inspección de vehículos ITV pasará de 18 a cerca de 30 puntos entre 2012 y 2013.

Así lo ha indicado el secretario general de la Asociación Española de Entidades Colaboradoras de la Administración en la Inspección Técnica de Vehículos (AECA ITV), Luis Rivas.

Rivas ha apostado por una planificación de los centros de inspección en España por parte de las comunidades autónomas, con el fin de asegurar una cobertura adecuada, de mantener la rentabilidad de los mismos y de garantizar la calidad del servicio.

En una entrevista concedida a Europa Press, Rivas indicó que las ITV no pueden jugar con el importe ni con la calidad del producto, ya que son centros de inspección con el precio definido y tienen que cumplir con unos requisitos establecidos por el Ministerio de Industria, Energía y Turismo.

Rivas afirmó que en la actualidad el número de centros en España, un total de 380, "es suficiente" para satisfacer el parque automovilístico y para dar servicio de inspección a los vehículos que cada año no se presentan a inspección, entre el 12 y el 15% en turismos.

No obstante, señaló que existen comunidades autónomas que precisarían de algún centro de ITV más, como puede ser el caso de Extremadura.

En cambio indicó que en la Comunidad de Madrid se está llevando a cabo un fuerte proceso de ampliación del número de instalaciones dedicadas a la inspección de vehículos. Así, afirmó que el número de centros pasará de 18 a cerca de 30 puntos entre 2012 y 2013.

LIBERALIZACIÓN.

Por otro lado, Rivas no se mostró partidario de que se produzca una liberalización del servicio de ITV hacia los talleres y explicó que esta reivindicación parte de la Federación de Asociaciones de Concesionarios de Automoción (Faconauto) y no de las asociaciones de talleres como Asetra o Conepa.

"El taller de reparación debe reparar los defectos leves y graves que el centro ITV diagnostica, con lo que complementa la labor de la ITV, sin que se de la inconveniencia de ser juez y parte", añadió Rivas, defensor de "la separación absoluta entre las tareas de reparación, venta e inspección".

NORMATIVA EUROPEA.

En cuanto a la propuesta legislativa de la Comisión Europea, en la que se obligaría a España a aumentar la frecuencia de las ITV de coches y motocicletas que tengan más de seis años, Rivas aseguró que todavía "es pronto" para posicionarse y afirmó que la puesta en marcha de este reglamento podría dilatarse hasta tres años.

"Aún es pronto para saber el resultado final de esta propuesta", indicó, al tiempo que destacó que la intención de esta iniciativa es evitar accidentes y mejorar la seguridad vial, mediante un endurecimiento de los controles en ITV y aumento de la periodicidad de las revisiones obligatorias.

El secretario general de AECA ITV resaltó que el nivel de inspección de los vehículos en España es alto, aunque reconoció que puede haber determinadas actuaciones personales negligentes, difíciles de evitar en una actividad de 16,5 millones de inspecciones.

"Eso siempre va a pasar. El boca a boca de las estaciones con menor exigencia en determinado momento siempre se va a producir, aunque suele ser algo subjetivo. Todo es mejorable", añadió, al tiempo que animó a los usuarios a denunciar inspecciones defectuosas por su propia seguridad.

Por otro lado, Rivas resaltó que están poniendo en marcha una iniciativa junto con la Dirección General de Tráfico (DGT) para que los centros de ITV envíen en tiempo real a la DGT los datos de las

inspecciones, lo que serviría para dar "una llamada de atención a vehículos que no se presenten a sus preceptivas inspecciones, lo que supondrá una mejora de la seguridad vial y un rejuvenecimiento de nuestro parque de vehículos". La previsión es que en enero de 2013 todas las instalaciones empiecen a comunicar estos datos.