Actualizado 10/04/2014 14:55 CET

Profesores nativos deben pasar una convocatoria pública y una prueba oral

Suplirán únicamente la carencia de profesores titulares e interinos en los centros bilingües

   MADRID, 10 Abr. (EUROPA PRESS) -

   La Comunidad de Madrid modificará el marco que regula la contratación de profesores nativos para su programa Bilingüe con un decreto que establece la obligación de pasar una convocatoria pública y superar una entrevista oral.

   El departamento que dirige Lucía Figar estima que la primera convocatoria pública con este nuevo decreto será de 80 nativos --que impartirán cualquier especialidad excepto Inglés--,  que irán destinados a los institutos bilingües de la región durante el próximo curso. Su contratación se efectuará por contrato laboral y por un curso escolar prorrogable.

   Así lo ha transmitido la Consejería de Educación a los sindicatos en el marco de la Mesa Sectorial celebrada este jueves sobre cauces para incorporar profesores expertos en lengua extranjera, en virtud de la aplicación de la Ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE).

   El procedimiento de  contratación se realizará mediante convocatoria pública y los candidatos tendrán que acreditar su competencia lingüística así como superar una entrevista oral.

   El decreto madrileño, adaptado a la nueva LOMCE y que entrará en vigor de cara al próximo curso, estará además "en consonancia" con el modelo de contratación de nativos recogido por la ley educativa del gobierno socialista de Andalucía, según ha explicado la Consejería.

COMPLETAR LAS PLANTILLAS DE CENTROS BILINGÜES

   La incorporación en Madrid de estos profesores servirá para completar las plantillas de los centros una vez estén agotadas las listas de profesores habilitados en idiomas para los centros públicos bilingües.

   Así, los nativos suplirán, por tanto, "únicamente la carencia de funcionarios docentes o interinos" habilitados en inglés en los 431 colegios públicos e institutos bilingües existentes en la región que lo precisen.

   El departamento que dirige Lucía Figar estima que la nueva normativa analizada en la Mesa sectorial busca reforzar la calidad del programa bilingüe madrileño --que cumple ahora 10 años desde su implantación-- y dar un marco normativo estable para la incorporación de estos profesionales.

   El futuro decreto madrileño aprovecha los instrumentos legales recogidos por la LOMCE para que estos nativos accedan a través de convocatorias públicas con todos los requisitos necesarios.

   La Consejería recuerda que en 2013 una sentencia del TSJM avaló la contratación de profesores nativos para centros bilingües tras un recurso presentado por los sindicatos. Su incorporación complementará al profesorado español en las materias y áreas que se impartan en idiomas extranjeros, añadiendo así "mayor calidad" al bilingüismo madrileño.

   La contratación de los profesores se efectuará por contrato laboral y por un curso escolar prorrogable. En cumplimiento de la LOMCE estos profesores expertos en lenguas extranjeras pueden ser nacionales o extranjeros.

DIRECTORES SELECCIONADOS POR COMISIONES

   La Mesa sectorial también ha abordado la resolución que modificará el procedimiento de selección de los directores de los centros educativos públicos a la que obliga la LOMCE.

   Con su entrada en vigor, las comisiones encargadas de su selección estarán formadas por cinco miembros: tres designados por la administración educativa, uno por el claustro y otro por el Consejo Escolar del centro.

   Madrid se suma así al resto de comunidades autónomas --como Asturias Cantabria, Extremadura o Galicia-- que aplican este cambio normativo. Anteriormente dichas comisiones estaban compuestas por dos representantes de la Administración, claustro y Consejo escolar, respectivamente.

   También ha tratado sobre el nuevo decreto que prepara el Gobierno regional para regular el acceso al cuerpo de inspectores de Educación. Con el nuevo sistema, los tribunales estarán presididos e integrados por miembros seleccionados en su totalidad por la Administración.

   Se trata de aplicar un modelo análogo al vigente para otras oposiciones a  cuerpos del mismo nivel de la Administración central --como abogados del Estado o administradores civiles-- y cuerpos equivalentes de la Comunidad de Madrid.

   La valoración del inglés en estas oposiciones a inspectores obliga a que los miembros de los tribunales no sean elegidos por sorteo, como hasta ahora, y que cuenten con miembros con conocimientos de idiomas. Esta modificación permitirá una mejor actuación de la inspección en los centros del programa Bilingüe de la Comunidad de Madrid.