Publicado 21/07/2020 18:15CET

Villalba se personará como acusación en el caso de maltrato a un perro al que dejaron agonizante en un contenedor

Participantes en la manifestación en Madrid "contra la caza, el maltrato, el abandono y la matanza" de perros de caza sostienen carteles, en Madrid (España) a 2 de febrero de 2020.
Participantes en la manifestación en Madrid "contra la caza, el maltrato, el abandono y la matanza" de perros de caza sostienen carteles, en Madrid (España) a 2 de febrero de 2020. - Jesús Hellín - Europa Press - Archivo

COLLADO VILLALBA, 21 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Collado Villalba se personará como acusación en un "grave caso de maltrato animal", por el que un perro fue arrojado a un contenedor de basura "en estado agonizante" tras "recibir una paliza".

Según ha informado el Consistorio, el perro fue arrojado a un contenedor de basura del municipio en "estado agonizante" tras "recibir una paliza" el pasado viernes, 17 de julio.

El can falleció al día siguiente "a causa de las graves heridas" sufridas "durante una paliza". "La investigación sobre los hechos se ha iniciado gracias a la colaboración ciudadana", ha añadido.

Según el Ayuntamiento, los hechos ocurrieron el pasado viernes, 17 de julio, cuando la Policía Local de Collado Villalba recibió, a primera hora de la mañana, un aviso por parte de ciudadanos que denunciaron "haber presenciado un caso de maltrato animal en la vía pública", al que acudieron los agentes para "iniciar la investigación del caso".

"Unas horas más tarde, una segunda llamada a la Policía alertaba de la presencia de un perro que estaba agonizando en un contenedor de basura. Se trataba del mismo animal, que fue recogido por los agentes y trasladado para ser atendido por un veterinario del servicio de recogida de animales del Ayuntamiento", han relatado.

Desde el Consistorio han detallado que el perro "no pudo superar las graves lesiones sufridas", con "golpes por todo el cuerpo y el cráneo destrozado", por lo que murió "al día siguiente".

"Quien lo tiró al contenedor posiblemente dio al animal por muerto, pero no se imaginó que el perro aún sacaría fuerzas para romper la bolsa en que se encontraba y proferir los aullidos que permitieron hallarlo aún con vida e iniciar las pesquisas para castigar a su presunto agresor", han indicado.

Explican los responsables municipales que el animal "disponía de chip" por lo que "se pudo identificar y localizar a su dueño". "Los datos obtenidos, junto con los testimonios previos recabados por la Policía Local, han permitido poner el caso en manos de la Guardia Civil, que emprenderá los procedimientos legales oportunos", han señalado.

Desde el Ayuntamiento han condenado "lo sucedido" y han manifestado su "repulsa ante este tipo de actos". Además, se han comprometido a actuar con "contundencia", persiguiendo todos aquellos "futuros casos en los que se incurra en maltrato animal en el municipio".

LOCALIZADO EL PRESUNTO AGRESOR

Fuentes municipales han señalado a Europa Press que fue un vecino quien presenció los supuestos hechos y llamó a la Policía Local, que le tomó declaración, pero que el presunto agresor y el perro "ya no estaban" en el lugar.

"Más tarde, a mediodía, hubo una segunda llamada de una persona distinta, avisando de un perro inconsciente tirado en un contenedor. La Policía volvió a acudir, y observó que se trataba del mismo perro descrito por el testigo unas horas antes. Solicitó personarse a la primera persona, quien confirmó que se trataba del mismo animal", han relatado.

Según estas fuentes, el servicio de Recogida de Animales se llevó al perro para "darle cuidados veterinarios de emergencia", y mientras tanto, la Policía emprendió los procedimientos, "gracias a los dos testigos", para "dar con el presunto agresor".

"Además, puso el caso en manos de la Guardia Civil, por tratarse de un evidente y grave caso de maltrato animal. Gracias a los testimonios, la colaboración ciudadana, y los procedimientos llevados a cabo por la Policía Local, se pudo dar con el presunto agresor en cuestión de horas", han concluido.

"COLABORACIÓN CIUDADANA"

"Collado Villalba va a mantener una línea de tolerancia cero ante el maltrato animal, actuando con toda la contundencia que sea necesaria. Por ello, pedimos la colaboración ciudadana para identificar y denunciar presuntos casos de maltrato animal, poniéndose en contacto con la Policía Local o la Guardia Civil", ha señalado la concejala de Sanidad y Consumo, Diana Barrantes,

En este sentido, la ha destacado que precisamente ha sido "gracias a la colaboración ciudadana" cómo los agentes han podido "obtener detalles del maltrato sufrido por el perro" así como "dar con el paradero del animal agonizante".

Finalmente, la edil ha recordado la "obligatoriedad" de mantener identificados mediante chip a todos los perros y gatos. A ello ha sumado que "todos los animales" han de estar inscritos en el censo municipal de animales de compañía, por su "propia seguridad" y para "poder mantener la agilidad" en la identificación de los mismos en caso de "pérdida, abandono o maltrato".